Archivo de la etiqueta: Seminario/Jornada

¿Cómo comunican los científicos?

El pasado 1 de diciembre tuvimos la ocasión de contar en la asignatura del Taller de periodismo especializado con Román Escudero, periodista de la Unidad de Cultura Científica e Innovación (UCC+i) de la UCLM y director del programa Investiga que no es poco de CMM. A lo largo de la clase, los alumnos pudieron conocer de primera mano los principales dificultades que se encuentran los periodistas a la hora de afrontar su relación con los científicos. El periodismo científico es una especialización que tiene una mayor repercusión en los medios de comunicación y prueba de ello es el incremento de la divulgación científica en redes sociales.

En la segunda parte de la sesión, los alumnos tuvieron la ocasión de participar en una presentación realizada por Alberto Nájera, profesor e investigador de la UCLM, para vivir en primera persona lo que puede ser la relación entre periodistas y científicos. Alberto presentó una investigación propia sobre impacto de radiación de los móviles y las posibilidades de poder presentar un tema científica de una forma más o menos divulgativa. Los alumnos pudieron preguntarle y resolver las dudas sobre la investigación desarrollada para poder elaborar una nota de prensa.

Las relaciones entre gabinetes y medios de comunicación locales

Ayer participó en #DiálogosdePeriodismo la periodista y responsable de comunicación del Obispado de Cuenca Paula Latorre. La periodista explicó su experiencia en las relaciones entre gabinetes de comunicación y medios de comunicación en el ámbito local.

Su dilatada trayectoria en distintos ámbitos periodísticos especializados le ha permitido ofrecer una visión sobre las dificultades y oportunidades de la relación entre los periodistas del gabinete de comunicación y los medios.

Los populismos en la era de los medios digitales

Hoy el egresado y doctorando, Pablo Gómez Iniesta, ha presentado a los alumnos de Periodismo político y judicial la incidencia de la relación entre los medios de comunicación y los populismos. El alumno ha definido los conceptos de populismo y demagogia y ha explicado la evolución del papel de los políticos frente a los medios de comunicación. Como ha señalado Pablo Gómez, los políticos han saltado del ámbito más informativo a su participación en distintos programas de entretenimiento, lo que les permite generar otra cercanía con los ciudadanos.

Posibilidades de emprendimiento para periodistas

Ayer el egresado, Manuel Reina, presentó a los alumnos del Taller de Periodismo especializado las posibilidades de emprender como periodistas. Manuel Reina ha puesto en marcha tres proyectos periodísticos: uno de periodismo deportivo @EldeporteenCR, otro de comunicación y turismo @mi_escapada y el último de periodismo local @dmiguelturra.

Manu Reina animó a los alumnos de último curso a lanzarse al emprendimiento, buscando soluciones a los problemas de comunicación que puede haber en su entorno más cercano.

El periodismo en TikTok ¿Es posible?

Pavel Sidorenko, profesor de la Universidad Francisco de Vitoria, presentó las posibilidades que ofrece TikTok para el periodismo a los alumnos de primero de periodismo. A través de toda una serie de ejemplos de medios de comunicación que ya están en esta red social, Pavel mostró qué están haciendo algunos periodistas y medios en la TikTok. De momento la mezcla entre información y entretenimiento convive con los vídeos con texto y gif animados.

Las posibilidades del periodismo local

Hoy ha vuelto otra sesión de #DiálogosDePeriodismo en Taller de Periodismo especializado. El periodista de las Noticias de Cuenca, Miguel Ángel Ramon, ha presentado a los alumnos la rutina diaria de un periodista de un medio local.

A pesar de que en Cuenca el número de medios ha descendido, la relevancia del periodismo local sigue siendo grande. Los temas y las necesidades de los ciudadanos crecen y los periodistas tienen el reto de concentrar esas necesidades con las soluciones desde el periodismo.

La desafío de comunicar la Economía Circular

El pasado 4 de marzo tuve la oportunidad de participar en la Jornada de Economía Circular, “Del reto a la acción«, organizada por la Junta de Castilla-La Mancha. En ella tuve la ocasión de presentar la jornada, hablando sobre el desafío de comunicar la economía circular.

En ella planteé la necesidad de desarrollar una estrategia social que genere confianza, participación y transparencia. Y para ello es necesario líderes de opinión e interlocutores sociales capaces de comunicar la sostenibilidad; empresas que vean la gestión de la comunicación como una oportunidad para mejorar su negocio; medios de comunicación que expliquen y difundan la información sobre los proyectos e iniciativas de la economía circular; el compromiso de las administraciones públicas para impulsar la economía circular, y hacer que las políticas sean duraderas, reparables y reciclables; la corresponsabilidad de los ciudadanos para consumir sosteniblemente; y también una estrategia de comunicación con mensajes claros, argumentarios sólidos y espacios públicos de encuentro próximos al ciudadano porque la economía circular es un comportamiento y una filosofía vital. 

A continuación moderé la mesa redonda titulada: El papel de las administraciones regionales en la economía circular. En esta mesa redonda participaron Marta Gómez Palenque, directora general de economía circular de la consejería de desarrollo sostenible de la Junta de Castilla-La Mancha; Santo Jorna Escobero, coordinador de acción local y de estrategia de economía verde y circular de la Junta de Extremadura; Vicente Galván López, director general de Economía Circular de la conserjería de Medio Ambiente, ordenación del territorio y sostenibilidad de la Comunidad de Madrid; y Joan Piquer Huerga, director general de calidad y educación ambiental de la Generalitat Valenciana.

Aprendiendo a (des)viralizar la (des)información

Con este título Sara García y yo hemos realizado un taller en el XII Seminario de Medios de Comunicación y Cooperación Internacional en Cuenca, organizado por Cáritas y la Asociación de la Prensa. Algunas de las ideas de las que hemos hablado están recogidas en el texto que aparece a continuación. 

Durante mucho tiempo, y especialmente a lo largo del siglo XX, los periódicos, el cine, la radio y la televisión han tenido un protagonismo fundamental en la ciudadanía. Sin embargo, la popularización de Internet a finales de siglo y el desarrollo de la telefonía móvil, y las redes sociales han eclipsado la hegemonía de los medios más tradicionales. 

Hemos pasado de la era Gutemberg (Imprenta) a la era Zuckerberg (Facebook), de la era del limitado acceso a la información a la era de la sobreinformación sin que los ciudadanos hayan aprendido todavía en muchos casos a adaptarse a este nuevo ecosistema en el que conviven medios de comunicación analógicos y digitales (Herranz y Cantero, 2019, p.29 )

El artículo 20.1.d) de la Constitución española dice que se reconocen y protegen los derechos:  “A comunicar o recibir libremente información veraz por cualquier medio de difusión. La ley regulará el derecho a la cláusula de conciencia y al secreto profesional en el ejercicio de estas libertades”. El periodista tiene la obligación de publicar información veraz, porque es lo que le ampara en la Constitución. Como señala Alex Grijelmo (2012, p. 397)

 “lo «veraz» excluye el silencio manipulador, porque «veraz» implica decir la verdad: entendida esta palabra como la coincidencia entre lo que hay en la mente y lo que se transmite en realidad. Si se omite algo relevante, ya no se produce esa coincidencia […] Lo «verdadero», por el contrario, puede -puede, insistimos- incluir el efecto manipulador del silencio sin dejar de ser verdadero, puesto que a lo nombrado por tal palabra sólo se le exige contener verdad para responder a la primera acepción del Diccionario […] «verdadero» se opone, pues a «falso» o «erróneo» y «veraz» se opone a «engañoso»” (Grijelmo, 2012, p. 397).

Y frente al concepto de veracidad, que es la piedra filosofal de cualquier periodista se encuentra el concepto de desinformación.  Durandin (1995, p. 21-22) señala que la palabra desinformación viene del término ruso dezinformatsia, y que “Aparece en el diccionario de la lengua rusa de S. Ojegov en 1949, donde se define como: «La acción de inducir a error mediante el uso de informaciones falsas»”. Con posterioridad otros documentos matizan que el término es de origen francés y la edición del 1978 del Petit dictionnaire politiquelo define así: “la desinformación supone presentar como verdadera una noticia provocadora y falsa con el fin de inducir a error a la opinión pública. La desinformación es muy utilizada por la prensa burguesa, que se sirve de ella, de la radio, de la televisión y de los demás medios de comunicación para lanzar campañas anticomunistas y calumnias contra los países socialistas” (Durandin, 1995, p. 21-22). 

Lo que hace más de cuarenta años planteaba la dicotomía entre ideologías, ahora vuelve a reaparecer bajo el concepto de fake news, noticias falsas, bulos, leyendas urbanasy con connotaciones no solo ideológicas sino también políticas, culturales o económicas. Romero (2019) define la desinformación como:   

Sara García y José María Herranz, durante la presentación

«La difusión intencionada de información no rigurosa que busca minar la confianza pública, distorsionar los hechos, transmitir una determinada forma de percibir la realidad y explotar vulnerabilidades con el objetivo de desestabilizar. Y ya no estamos hablando de filosofía; estamos hablando de obtener ventajas políticas, de minar los valores democráticos, de extender una nueva narrativa para, en definitiva, cambiar nuestra realidad. Y también de una forma nueva, barata y eficaz de injerencia, como puso sobre la mesa la posible interferencia rusa en las elecciones estadounidenses de 2016, el referéndum del Brexitlos procesos electorales de Francia y Alemania o lo ocurrido en Cataluña» (Romero, 2019).

La cuestión no es que los procesos de desinformación o la elaboración de noticias falsas sea nuevo, sino que el nuevo contexto de Internet y las redes sociales aceleran la distribución y socialización de los contenidos. Massot (2017) afirma que las informaciones circulan tan masiva y aceleradamente en las redes sociales que tendemos a agarrarlas y retransmitirlas con el mismo instinto compulsivo que el de un jugador de ping-pong: las capta y rebota, sin detenerse a comprobar su veracidad. Y en las últimas semanas el tema del coronavirus ha puesto de manifiesto muchos de estos elementos, llegando a criminalizar a los ciudadanos chinos, y ahora en España a los italianos como importadores de la enfermedad a España. 

La organización FirstDraft ha desarrollado una serie de guías para explicar el fenómeno. En ellas se puede encontrar tres conceptos relacionados con la desinformación: 

  • Misinformation: Cuando se comparte la disinformation y la persona desconoce que es falsa o engañosa.
  • Disinformation: Contenido intencionalmente falso y diseñado para causar daño. Motivado por tres factores distintos: ganar dinero; tener una influencia política; o causar problemas.
  • Malinformation: Información que se comparte con la intención de causar daño.

Y proporciona una gradación de esta desinformación que puede llegar a ser de los menos dañina y con un objetivo puramente cómico o sarcástico (Noticias de medios satíricos como El Mundo TodayRevista Mongolia) hasta fabricar contenidos y noticias falso con un objetivo claro de engañar. En este punto, la periodista Carole Cadwalladr investigó la campaña del Brexit y descubrió los resultados de un aluvión de anuncios engañosos de Facebook dirigidos a votantes vulnerables que pudieron decantar la votación final. Una investigación conectada directamente con los datos privados de 50 millones de usuarios de Facebook que fueron secuestrados por la empresa Cambridge Analytica

Los sistemas de desinformación se perfeccionan y la inteligencia artificial se puede llegar a utilizar para seguir engañando, y aparece el concepto de Deep Fake. Y en aquí también se pueden encontrar vídeos humorísticos como el del Equipo E o vídeos que pueden manipular a los ciudadanos

En este contexto, la labor de los periodistas como verificadores de la información cobra mayor relevancia y se ha abierto un nuevo campo de trabajo para luchar contra la desinformación como proyectos como Maldito BuloNewtral y algunos específicos contra la desinformación en el área de los colectivos vulnerables como Stop Rumores de Andalucía AcogeSave the Hater de Accem.

Por último quiero acabar aportando algunas ideas que hay que tener en cuenta a la hora de afrontar la información que nos llega al móvil e intentar saber si es veraz o falsa: 

  • Cuidado con los mensajes e información que apelan al sentimentalismo, sensacionalismo y dramatismo.
  • Mira quién te ha mandado la información, quién la ha publicado y confía en las fuentes oficiales.
  • Cuidado con las fotos, vídeos y audios sacados de contexto o inventados. Ya hay herramientas como las de Google (Google Image)  o TinEye que permiten buscar imágenes para saber su origen.
  • Ante la duda, espera, mira y no compartas la información que te llega. 

Bibliografía

Alandente; D. (2019). Fake news: la nueva arma de destrucción masiva. Barcelona: Deusto.

Amores, M. (2018). Fake news. La verdad de las noticias falsas. Barcelona: Plataforma Actual.

Durandin, G. (1995). La información, la desinformación y la realidad. Barcelona: Paidos.

Grijelmo, A. (2012). La información del silencio. Cómo se miente contando hechos verdaderos. Madrid: Taurus.  

Herranz, J.M. y Cantero, J.I. (2019). El tratamiento informativo de los colectivos vulnerables en los medios de comunicación. ¿Veracidad, desinformación o estereotipos? En E. Gómez (coord.) Imagen, Estigma y Derechos humanos: Claves para abordar la vulnerabilidad y la exclusion social desde el trabajo social y la comunicación, pp. 29-62. Valencia: Editorial Tirant Lo Blanch. 

Jiménez, I. (2020). La nueva desinformación. Veinte ensayos breves contra la manipulación. Barcelona: Editorial UOC.

Magallón, R. (2019). Unfaking news. Cómo combatir la desinformación. Madrid: Pirámide.

Massot, J. (2017, 26 diciembre). Fake news: cuando la opinión vale más que los hechos. La Vanguardia. Disponible: https://goo.gl/KYcoMK

Romero, J. A. (2019). Desinformación: Concepto y perspectivas. Análisis del Real Instituto Elcano (ARI), (41), 1.

Seoane, F. ; Pérez, O. y Sarikakis, K. (2019). Los discuros del odio. Revista de la Asociación Española de Investigadores de la Comunicación. Vol, 6, nº 12. Número especial.

La facultad de Comunicación participa en la Semana Universitaria de la Economía Social

La primera actividad fue el pasado martes 25 de febrero en la Facultad de Comunicación. En la primera conferencia, José María Herranz y Luis Mauricio Calvo empezaron presentando los aspectos generales para diferenciar las empresas de economía social de mercado (cooperativas, sociedades laborales, centros especiales de empleo, empresas de inserción y mutualidades) y de no mercado (organizaciones sociales y del Tercer Sector). Y a continuación profundizaron en la imagen y percepción que proyectan entre los distintos públicos, y las estrategias de comunicación que desarrollan para visibilizarse. A continuación, José María Martínez, presidente de la Asociación Roosevelt, presentó la misión de las organización que preside y que está centrada en las personas con discapacidad física. Los alumnos tuvieron la oportunidad de preguntarle sobre el funcionamiento de la asociación, de cara a trabajar conjuntamente con ellos en la mejora de la gestión de su comunicación a lo largo de los próximos meses. 

La segunda actividad se realizó el jueves 27 de febrero en la Facultad de Ciencias Sociales con una mesa redonda dirigida por la profesora Inmaculada Buendía en la que han participado, Marcos de Castro, ex presidente de CEPES y Alejandro Barahona, ex responsable del ministerio de Trabajo en el área de Economía Social. Inmaculada ha comenzado leyendo el manifiesto por una mayor presencia de la economía social en el ámbito universitario en el marco de la semana universitaria de la Economía Social. A continuación, Marcos de Castro ha presentado los puntos fundamentales del origen y existencia de las empresas de economía social, en un espacio temporal de finales del siglo XVIII y principios del XIX marcado por las debilidades y los déficit del mercado. Para finalar Alejandro Barahona ha centrado su discurso en el ámbito de las cooperativas y la relevancia actual de este sector. Ha hecho un recorrido por la legislación estatal y regional española y ha destacado la legislación en Castilla-La Mancha que recoge una figura única y singular de cooperativas rurales para municipios de igual o menos de 15.000 habitantes.

Estas sesiones se enmarca dentro del periodo del 21 al 28 de febrero, donde 20 universidades españolas han participado en la 1ª Semana Universitaria de la Economía Social, convocada por laRed ENUIES, de Centros e Institutos Universitarios de Investigación en Economía Social, promovida por CIRIEC-España, centro de referencia en la investigación y difusión de la economía social en nuestro país y a nivel internacional. La UCLM ha participado con estas dos actividades dentro de las 72 desarrolladas en toda España, compuesta por conferencias, charlas en el aula, mesas redondas de entidades, cine-fórums, exposiciones, presentación de publicaciones y de resultados de proyectos de investigación, seminarios, talleres o formaciones específicas, entre otras.

Vuelve la séptima edición del Seminario de las Relaciones Públicas a la Comunicación Corporativa

A partir del próximo día 17 de febrero comienza la ronda de conferencias que este año forman parte de la VII edición del Seminario de las Relaciones Públicas a la Comunicación Corporativa. Esta nueva edición incorpora la novedad de no concentrar a todos los ponentes en una sola jornada sino que habrá distintos conferenciantes a lo largo de los meses de febrero, marzo y abril. Y todo ello con la dirección de José María Herranz, Luisma Calvo y Sara García.

Podemos desvelar los temas que vamos a abordar a lo largo de estas sesiones: la relación entre periodistas y gabinetes de comunicación, y entre los gabinetes de comunicación y los periodistas; el valor de comunicar a través de la creatividad; y la diplomacia urbana son algunos de los temas que concentrarán a distintos especialista.

Empezamos la primera sesión el próximo día 17 de febrero con la participación de Alejandra García Martínez, redactora y productora del programa de televisión de La Sexta Al rojo vivo. Su experiencia como periodista en un programa de actualidad permitirá mostrar a los alumnos la relación entre periodistas y los gabinetes de comunicación, encargados de gestionar las entrevistas con los participantes en el programa. Además Alejandra, como egresada de la Facultad de Comunicación, tendrá la oportunidad de mostrar a los alumnos las claves para poder acceder al mercado laboral.

A lo largo de estas ediciones se han abordado distintas temáticas en relación al ámbito de las Relaciones Públicas y la Comunicación Corporativa:  la gestión de la confianza; en los espacios para desarrollar la comunicación corporativa ; en la Responsabilidad Social Corporativa y en la comunicación de las empresas de la economía social; la conexión entre las empresas y los públicos locales; y la comunicación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).