Ocio para la cuarentena (20)

Continuamos con nuestros recursos gratuitos de ocio y cultura para pasar la cuarentena. Hoy continuamos hablando sobre Cómic, complementando nuestras entregas anteriores Ocio 12 y Ocio 13.

La ilustradora e historietista Elisa Riera ofrece parte de su trabajo en abierto a través de Instagram. En http://elfuturoesbrillante.com/ acaba de publicar una serie de viñetas con sus vivencias durante el confinamiento.

Los seguidores del historietista Paul Kirchner conocerán su serie «Dope Rider», creada en los años setenta para la revista High Times, un personaje que en parte nos recuerda al marveliano «Ghost Rider«, de Roy Thomas, aunque no tiene que ver más allá de la apariencia. Décadas después de dejar de publicarse, el autor, Kirchner, lo recupera en formato blog (en inglés): http://thedoperider.blogspot.com/

Se acaba de publicar la obra colectiva «Puro Perú», un cómic de autores españoles (Paco Roca, El Rubencio, Calo, Ana Miralles, y otros) que recopila ocho historias que nos acercan al país andino a través de sus saberes y tradiciones ancestrales, llamando la atención sobre la situación ambiental de su sierra, de su región amazónica, y de todo el planeta. Disponible en: https://www.vooltea.org/puro-peru/

La Agencia de las Naciones Unidas para los refugiados de Palestina ofrece la publicación «El cómic social con enfoque de género«, para interesados en la situación de las mujeres de uno de los bandos de este añejo conflicto.

Y por hoy nos despedimos con «El espíritu del escorpión : la máscara del genocida de Srebrenica», de LLor y Cabello, sobre el expolítico serbobosnio Radovan Karadzic y su complicada busca y captura. Aquí os ponemos el enlace para leer en línea o descargar en PDF.

Tras haber publicado «El libro verde» y «El libro naranja«, ediciones Astiberri nos ofrece un nuevo recopilatorio de distintos autores, también altruistamente, con motivo del coronavirus. La nueva entrega es «El libro morado». En libre descarga.

Habrá más ¡No dejéis de leer!

Ocio para la cuarentena (13)

Buenos días, amigos. Continuamos hoy con más recursos gratuitos de ocio. Hoy continuamos hablando del Noveno Arte, y recomendándoos más enlaces de interés.

Empezamos con un clásico, Johnny Hazard. Fue un personaje creado en 1944 por el escritor y dibujante estadounidense Frank Robbins, que se publicaba en tiras de prensa, que luego fueron recopiladas en formato álbum. Hazard era un piloto y aventurero estadounidense, que en algunas ocasiones se editó en español como Juan Furia. No debe confundirse con el personaje John Avoc, de N. Buscaglia, también piloto y aventurero, pero británico, que la editorial Bruguera publicó a menudo como John Hazard.

Os enlazamos una historia larga aparecida originalmente en los años cincuenta, «El dólar yanqui», del Hazard de Robbins, que transcurre en París, ahora publicada en digital y en abierto con motivo de la cuarentena por cortesía de la editorial Dolmen.

En los años ochenta del pasado siglo tuvo éxito la serie «El bus», del estadounidense Paul Kirchner, que apareció originalmente en la revista Heavy Metal magazine. Se caracterizó por sus finales circulares y abiertos, enlazando a menudo con el inicio de la historia. Ahora la editorial Tanibis la ofrece en un volumen recopilatorio en libre descarga (en francés).

Pasamos a los contemporáneos. Uno de ellos es el leonés Javi de Castro, ilustrador e historietista, que fue galardonado hace cuatro años con el premio Autor Revelación en el Salón de Barcelona. En su web podéis leer en abierto su serie «Los ojos», publicada en español y en inglés, y además, con viñetas animadas que enriquecen las historias.

Otro contemporáneo es el madrileño Felipe H. Navarro. En su web «Cachalote Comix» y en su cuenta de Tumblr «Hopperes» podemos seguir su webcomic minimalista «Hopper» y otras muestras de su hacer.

Y por hoy, nos despedimos con el repositorio digital Comic Book Plus (CB+), un proyecto internacional en el que también podemos encontrar cómics antiguos en lengua española, en libre acceso, legal y gratuito: CB+ Spanish language Books.

¡Habrá más! Leed y disfrutad.

Ocio para la cuarentena (12)

Buenos días. Comenzamos la semana con más recomendaciones de ocio. Hoy hablaremos del Noveno Arte: La historieta, o el cómic, si lo preferís llamar así.
Acaba de tener lugar el Día Mundial de Los Simpson, que se instituyó en 2017 a propuesta de un fan, el periodista Carlos Hergueta, desde su agencia de comunicación, para celebrar el trigésimo aniversario de su primera aparición en la pequeña pantalla. La propuesta fue respaldada por ATresMedia, que tiene los derechos en España, y después por Fox Tv.

Nuestro primer enlace de hoy es al vídeo de esta primera aparición televisiva. Tuvo lugar el 19 de abril de 1987 en El Show de Tracey Ullman, y dura menos de dos minutos. Se estuvieron emitiendo allí estos cortos durante tres temporadas y finalmente se convirtió en la serie que conocemos.

Otro enlace que os recomendamos es la noticia del retorno de «El Víbora». La revista que fue uno de los hitos del cómic underground ha resucitado en formato digital. Ediciones «La Cúpula» recupera su antigua cabecera y nos la ofrece en libre acceso: «El Víbora para supervivientes«.

Por su parte, Astiberri ediciones nos ofrece varias obras colectivas también en formato digital y descarga gratuita, bajo el título genérico de «Lecturas a domicilio«. Empezaron con el «Libro verde» y ahora continúan con el «Libro naranja«. Anuncian más. También os recomendamos «Astiberri en pijama«, donde podréis encontrar otros comics en libre descarga («La balada del Norte (1)«, de Alfonso Zapico, «Memorias de un hombre en pijama«, de Paco Roca -muy apropiada a estos momentos- o «El héroe (1)» de David Rubin, y diferentes propuestas de ocio digital (charlas con autores, actividades para niños, etc.).

Posiblemente no haga falta explicar qué supuso la Colección Olé para la historieta española e hispanoamericana. Todos los que leíamos tebeos de la editorial Bruguera disfrutábamos después cuando las historietas que iban apareciendo semanalmente en las distintas revistas de la editorial, luego eran recopiladas y publicadas en un formato con mejor papel y cubiertas. Olé nació en 1971 y fue punta de lanza de la mejor historieta española, de los autores de la «Escuela Bruguera«. Cuando Bruguera cerró en 1986, fue continuada por Ediciones B. Ahora, los clásicos de la Colección Olé han sido digitalizados desde el primer número, y se nos ofrecen gratuitamente en el blog «Leer cómics«. Aquí os ponemos el enlace.

Y por hoy, nos despedimos ¡Que lo disfrutéis!

90 años con Tintín

En la Biblioteca General del Campus de Cuenca rendimos un homenaje a Tintín, el mítico personaje creado por el autor belga Georges Remi (Hergé), hace 90 años, en 1929.

Los fondos utilizados para esta exposición forman parte de la Comicteca. De la Hemeroteca proceden las revistas con los artículos seleccionados. A ellos se unen piezas y objetos cedidos por los amigos tintinófilos de la biblioteca que añaden “realismo” a la muestra: Néstor, el mayordomo de 60 cm. de papel maché, figuritas de los personajes principales, cuadros…

Este otoño, Tintín abandona temporalmente su morada habitual para enseñarnos su mundo y el del autor que lo creó.

¿Qué podemos encontrar en la Exposición?

Las ediciones

Las aventuras de Tintín (Les Aventures de Tintin et Milou) forman una colección de 24 álbumes. El primero, Tintín en el país de los soviets se publicó en 1930 y el penúltimo Tintín y los pícaros en 1976. El último, Tintín y el Arte-Alfa, no llegó a terminarse, aunque se publicaron posteriormente los bocetos realizdos por el autor.

Los siete primeros episodios se publicaron por entregas en Le Petit Vingtième, suplemento del diario belga de orientación católica Le Vingtième Siècle, entre 1929 y 1939, los posteriores en el diario Le Soir (1940 y 1944)  y en el semanario Tintín (1946 hasta 1976). Después, todas las aventuras fueron recogidas en álbumes independientes y traducidas a numerosos idiomas.

Para la muestra hemos seleccionado las ediciones traducidas al español y publicadas por editorial Juventud, principalmente entre los años 1989 y 1990.

Por otro lado, nos adentramos, un poco, en el complejo proceso de elaboración de los álbumes “desde el bosquejo a la imprenta”. A partir de 1950 Hergé contró con la colaboración de un equipo de dibujantes profesionales. Los Estudios Hergé todavía siguen existiendo y velan porque se respete la obra de Hergé  a través de sus productos derivados.

En el mundo de Tintín, el  viaje, excepto en dos álbumes, está presente en todas sus aventuras. Viaja por América del Norte y del Sur, Europa, África, Asia y Oceanía. Incluso llega a la Luna. Los escenarios, cuidadosamente ambientados, son lugares reales, pero en ocasiones son países ficticios creados por Hergé, lo que le permite tratar, sin suscitar polémicas, temas políticos de actualidad.

En Tintín encontramos misterio, suspense, comicidad, humor,… pero también ciencia, técnica, etnología, historia, geografía, …

Hergé plasmó en sus álbumes los grandes hitos históricos que le tocó vivir: la popularización de inventos como el automóvil o la aviación, la conquista del espacio, y otros más oscuros como el colonialismo, el autoritarismo en Europa, la guerra fría, las dictaduras latinoamericanas, …, por lo que puede decirse que leer a Tintín es hacer un recorrido por el siglo XX.

Personajes.  Peculiaridades

Tintín es el héroe, el intrépido reportero con pantalón bombacho, gabardina y tupé como señas de identidad, al que acompaña siempre su inseparable perro Milú. Pero Tintín es también una gran familia. El capitán Haddock, el profesor Tornasol, los detectives Hernández y Fernández y la cantante Bianca Castafiore, le acompañan de forma habitual, son su círculo íntimo.

En total hay documentados en la obra de Hergé hasta 325 personajes, aunque no todos son amigos de Tintín.

En ocasiones, parodió con sus personajes a personas reales, cuyos nombres disfrazaba. Para otros se basó en personalidades célebres, es el caso del profesor Tornasol, basado en el inventor y aventurero suizo Auguste Piccard, Maria Callas inspira a la Castafiore o personas reales que conoció como el estudiante chino Tchang Tchong Yen. En algunos álbumes se retrata a sí mismo y también a alguno de sus colaboradores.

Hergé, el creador de Tintín

Pequeña selección biográfica, estudios y ensayos sobre el máximo representante de la «línea clara», estilo que Hergé popularizó, si bien para él, el término «no es sólo un estilo gráfico, sino que también hace referencia al guión, a todos los elementos del cómic (grafismo, encuadres, diálogos, rótulos)” Todo está al servicio de la narración.

Maestro meticuloso y perfeccionista, su obsesión por el objeto le llevó a una labor de documentación exhaustiva para dibujar los detalles de su universo: paisajes, vehículos, monumentos,… que nos adentran en la historia, invitándonos a participar como unos actores más.

Hombre culto y deudor de su época, se perciben numerosas influencias, del cine: del humor absurdo de los Hermanos Marx, o la comicidad de Charles Chaplin, o Laurel y Hardy (El Gordo y el Flaco), de la novela policiaca: Agatha Christie y Alfred Hitchcock, las novelas clásicas de viajes, Julio Verne o Louis Stevenson o de la ciencia, la política, la sociedad.

Tintín, más allá de Tintín: estudios, traducciones, adaptaciones, literatura posterior,mercadotecnia

La década de 1950 significó el comienzo del éxito internacional de la serie. Se iniciaron las traducciones a varios idiomas extranjeros. Tintín se convirtió en un éxito total, con más de 230 millones de álbumes vendidos en todo el mundo, traducidos a 115 lenguas y dialectos.

La popularidad del personaje provocó la aparición de álbumes no oficiales, no autorizados por Hergé o sus herederos, ediciones piratas, parodias, adaptaciones a la televisión, al teatro, al cine: Tintín y el misterio del toisón de oro (1961), Tintín y el lago de los tiburones (1972), Steven Spielberg en 2011 hizo una adaptación de El secreto del unicornio.

La influencia de Tintín llegó incluso al arte, Andy warhol o Roy Lichtenstein reconocieron el impacto que causó en sus trabajos

Surgió un mercado de productos derivados de la serie. La estela de Tintín es inagotable debido a los apasionados: lectores, coleccionistas, asociaciones,… ¡Son muchos! y Tintín está más vivo que nunca, hasta hay niños que quieren ser Tíntin