El Fútbol y sus Valores Educativos

En el fútbol, existen una serie de auténticos valores educativos en torno a los valores humanos en un contexto de autoestima, libertad, responsabilidad y confraternidad.

El fútbol como deporte requiere un trabajo en equipo, promoviendo el desarrollo de diversas habilidades y destrezas personales, estimulando el compañerismo, la responsabilidad y el mutuo respeto a los fines de lograr eficientes resultados.
Mediante un adecuado uso del tiempo libre, los valores inculcados desde la niñez mediante las prácticas de fútbol inciden en la formación personal desde el momento en que es imprescindible admitir los límites entre los sueños y las posibilidades, entre el deseo y las potencialidades.
Entre los valores educativos del fútbol son insoslayables los pertinentes a la higiene y cuidado de la salud. Cada jugador debe estar bien alimentado evitando cualquier tipo de adicción -alcoholismo, tabaquismo, drogadicción- y debe ser consciente de que mientras avanza hacia distintas posiciones en el campo de juego y cuando corre soporta un creciente desgaste de energías que exige prudentes actitudes.
La práctica del fútbol en distintas latitudes origina solidarias integraciones sin absurdas exclusiones.

Miguel Ángel Simal Ávila (2º Ed. Primaria)
Fuente de imagen.



Reflexión sobre qué es educar

A partir de la entrevista que podemos observar en el enlace que aparece a continuación, voy a hacer una reflexión sobre lo qué es educar:

http://www.lavanguardia.es/lacontra/20110304/54122411029/cuando-a-una-persona-se-la-reconoce-crece.html

Estoy de acuerdo con Saturnino de la Torre en que hay que despertar en los niños la creatividad, aunque en muchas ocasiones nosotros no nos damos cuenta de ese talento que posee cada niño. Desde mi punto de vista hoy en día en la escuela no se hacen muchas cosas que puedan motivar a los niños como por ejemplo bailar, tocar un instrumento, jugar a cualquier deporte, etc.
Pienso que la creatividad hoy en día tiene un valor muy importante. Sin embargo, educamos a los niños alejándolos de su capacidad creativa, es decir, a lo largo de todo el proceso educativo se educa a los niños con el fin de aprobar los exámenes para así poder pasar de curso. Por lo tanto, estamos dejando a un lado la creatividad de los niños y adultos, y estamos fomentando el desarrollo del conocimiento.
Quiero resaltar que los niños de pequeños no tienen miedo a equivocarse, por lo que debemos explotar ese potencial con el fin de que expresen sus emociones. Sin embargo, cuando eres adulto tienes miedo a equivocarte por lo que es más difícil sacar el talento que posee cada persona.
También quiero añadir sobre mi experiencia personal, que en la universidad se está intentado potenciar la creatividad de los alumnos, aunque yo pienso que nos cuesta mucho porque no hemos explotado esa capacidad desde pequeños y no sabemos hacer cosas originales que tengan valor.
En definitiva, desde mi punto de vista pienso que es un poco costoso desarrollar la creatividad en las aulas ya que si fuera así todo el sistema educativo debería de cambiar sus bases, procedimientos, etc. (cosa que desde mi punto de vista hoy en día está un poco lejos todavía). Por lo tanto, para mí educar es ayudar a las personas para que puedan desenvolverse con normalidad en la sociedad y por otro lado pienso que hay que ayudar a las personas a sacar lo mejor de uno mismo con el fin de que muestren interés por aprender lo que les gusta.
Para finalizar, quiero hacer una pequeña pregunta: ¿Por qué en las escuelas no se enseña de la misma forma a bailar o a actuar en teatros que matemáticas o lengua?

A continuación les adjunto un vídeo muy interesante acerca de la creatividad. Tanto con la entrevista como con el vídeo cada uno puede reflexionar acerca de lo que le parece qué es educar.

José Manuel Sáez Trigo (Segundo de Educación Primaria).
Fuente de imagen.

Reflexión sobre qué es educar

A partir de la entrevista que podemos observar en el enlace que aparece a continuación, voy a hacer una reflexión sobre lo qué es educar:

http://www.lavanguardia.es/lacontra/20110304/54122411029/cuando-a-una-persona-se-la-reconoce-crece.html

Estoy de acuerdo con Saturnino de la Torre en que hay que despertar en los niños la creatividad, aunque en muchas ocasiones nosotros no nos damos cuenta de ese talento que posee cada niño. Desde mi punto de vista hoy en día en la escuela no se hacen muchas cosas que puedan motivar a los niños como por ejemplo bailar, tocar un instrumento, jugar a cualquier deporte, etc.
Pienso que la creatividad hoy en día tiene un valor muy importante. Sin embargo, educamos a los niños alejándolos de su capacidad creativa, es decir, a lo largo de todo el proceso educativo se educa a los niños con el fin de aprobar los exámenes para así poder pasar de curso. Por lo tanto, estamos dejando a un lado la creatividad de los niños y adultos, y estamos fomentando el desarrollo del conocimiento.
Quiero resaltar que los niños de pequeños no tienen miedo a equivocarse, por lo que debemos explotar ese potencial con el fin de que expresen sus emociones. Sin embargo, cuando eres adulto tienes miedo a equivocarte por lo que es más difícil sacar el talento que posee cada persona.
También quiero añadir sobre mi experiencia personal, que en la universidad se está intentado potenciar la creatividad de los alumnos, aunque yo pienso que nos cuesta mucho porque no hemos explotado esa capacidad desde pequeños y no sabemos hacer cosas originales que tengan valor.
En definitiva, desde mi punto de vista pienso que es un poco costoso desarrollar la creatividad en las aulas ya que si fuera así todo el sistema educativo debería de cambiar sus bases, procedimientos, etc. (cosa que desde mi punto de vista hoy en día está un poco lejos todavía). Por lo tanto, para mí educar es ayudar a las personas para que puedan desenvolverse con normalidad en la sociedad y por otro lado pienso que hay que ayudar a las personas a sacar lo mejor de uno mismo con el fin de que muestren interés por aprender lo que les gusta.
Para finalizar, quiero hacer una pequeña pregunta: ¿Por qué en las escuelas no se enseña de la misma forma a bailar o a actuar en teatros que matemáticas o lengua?

A continuación les adjunto un vídeo muy interesante acerca de la creatividad. Tanto con la entrevista como con el vídeo cada uno puede reflexionar acerca de lo que le parece qué es educar.

José Manuel Sáez Trigo (Segundo de Educación Primaria).
Fuente de imagen.

VALORES EDUCACIONALES: ¿Es favorable o desfavorable la participación que hay actualmente de los padres en la escuela?

Hace 30 o 40 años los padres no tenían el poder participativo y decisivo de hoy en día en la educación escolar de sus hijos, eso creaba mayor autoridad a los maestros y más respeto por la mayoría de los alumnos hacia los profesores, teniendo éstos la autonomía total sobre los temas educativos dentro del ámbito de la escuela. 
Los alumnos se hacían más responsables de sus actos dentro del recinto y más responsabilidad a la hora de ser ellos mismos los que más se ocupaban de sus tareas en la propia casa. Los padres se limitaban a que hicieran sus deberes. Las visitas a los profesores eran más escasas y generalmente cuando esto ocurría eran por temas excepcionales, bien por la buena conducta del alumno o todo lo contrario.
El alumno sabía quién tenía la autoridad en clase y que salvo raras excepciones se recurría a los padres, estos mismos inculcaban a sus hijos que allí mandaban ellos (los profesores) y tenían que tenerlos obediencia y respeto. Al mismo tiempo, el profesor sabía que era su deber la enseñanza total del alumno y que un fracaso de su alumno en cuestión de estudios, era suyo también, puesto que era él el único que daba clase a esos cursos ya que un maestro daba todas las asignaturas de un curso hasta que salían con 14 años.
También sabía que la gran mayoría de los padres de sus alumnos, habían ido poco a la escuela, por lo tanto entre unos y otros sabían muy bien sus obligaciones y deberes que se repartían así:
Padres: inculcar a sus hijos el respeto hacia el profesor, la obediencia en clase y ser responsables de hacer sus tareas, y hacia ellos mismos la supervisión de que las hagan.
Alumnos: tener respeto y educación en clase hacia el profesor y sus compañeros. Saberse ellos los únicos responsables de sus tareas, deberes, notas,actos y todo lo que conlleva ser un estudiante.
Profesores: Estar concienciado de que el éxito o fracaso de una clase en una asignatura es en trabajo en conjunto de profesores y alumnos.
El profesor es el que guía a su ganado dentro del aula, no tiene que dejar a ninguna oveja descarriada, debe enseñar a no comer el pasto que no corresponde y enseñarlos a tener temor al lobo para que no se les coma, y de todo esto, saldrá un buen rebaño y un estupendo pastor”.
Todo esto se logra cuando estos tres grupos que menciono, tengan las prioridades: RESPETO, OBEDIENCIA y RESPONSABILIDAD.
Pregunta que formulo al lector de esta revista: ¿SERÁ QUE ESTOS TRES GRUPOS HEMOS PERDIDO O NO HEMOS APRENDIDO ÉSTOS VALORES Y POR ESO HAY TANTO FRACASO ESCOLAR…?
Por Nazaret AparicioGutiérrez (2º de Ed. Primaria A)

VALORES EDUCACIONALES: ¿Es favorable o desfavorable la participación que hay actualmente de los padres en la escuela?

Hace 30 o 40 años los padres no tenían el poder participativo y decisivo de hoy en día en la educación escolar de sus hijos, eso creaba mayor autoridad a los maestros y más respeto por la mayoría de los alumnos hacia los profesores, teniendo éstos la autonomía total sobre los temas educativos dentro del ámbito de la escuela. 
Los alumnos se hacían más responsables de sus actos dentro del recinto y más responsabilidad a la hora de ser ellos mismos los que más se ocupaban de sus tareas en la propia casa. Los padres se limitaban a que hicieran sus deberes. Las visitas a los profesores eran más escasas y generalmente cuando esto ocurría eran por temas excepcionales, bien por la buena conducta del alumno o todo lo contrario.
El alumno sabía quién tenía la autoridad en clase y que salvo raras excepciones se recurría a los padres, estos mismos inculcaban a sus hijos que allí mandaban ellos (los profesores) y tenían que tenerlos obediencia y respeto. Al mismo tiempo, el profesor sabía que era su deber la enseñanza total del alumno y que un fracaso de su alumno en cuestión de estudios, era suyo también, puesto que era él el único que daba clase a esos cursos ya que un maestro daba todas las asignaturas de un curso hasta que salían con 14 años.
También sabía que la gran mayoría de los padres de sus alumnos, habían ido poco a la escuela, por lo tanto entre unos y otros sabían muy bien sus obligaciones y deberes que se repartían así:
Padres: inculcar a sus hijos el respeto hacia el profesor, la obediencia en clase y ser responsables de hacer sus tareas, y hacia ellos mismos la supervisión de que las hagan.
Alumnos: tener respeto y educación en clase hacia el profesor y sus compañeros. Saberse ellos los únicos responsables de sus tareas, deberes, notas,actos y todo lo que conlleva ser un estudiante.
Profesores: Estar concienciado de que el éxito o fracaso de una clase en una asignatura es en trabajo en conjunto de profesores y alumnos.
El profesor es el que guía a su ganado dentro del aula, no tiene que dejar a ninguna oveja descarriada, debe enseñar a no comer el pasto que no corresponde y enseñarlos a tener temor al lobo para que no se les coma, y de todo esto, saldrá un buen rebaño y un estupendo pastor”.
Todo esto se logra cuando estos tres grupos que menciono, tengan las prioridades: RESPETO, OBEDIENCIA y RESPONSABILIDAD.
Pregunta que formulo al lector de esta revista: ¿SERÁ QUE ESTOS TRES GRUPOS HEMOS PERDIDO O NO HEMOS APRENDIDO ÉSTOS VALORES Y POR ESO HAY TANTO FRACASO ESCOLAR…?
Por Nazaret AparicioGutiérrez (2º de Ed. Primaria A)

ENTREVISTA AL DELEGADO PROVINCIAL DE LA CONSEJERÍA DE EDUCACIÓN, CIENCIA Y CULTURA.

Francisco José García Galán
Delegado Provincial de la Consejería de Educación, Ciencia y Cultura.

Tema a tratar: ACOSO ESCOLAR

¿Existe algún protocolo de actuación para esta problemática? ¿Tienen algún plan de prevención? Reglamentos, normas de disciplina…
La Consejería de Educación, Ciencia y Cultura está preocupada y ocupada por este asunto. Se trata tanto a nivel de la administración provincial y regional como desde los propios centros. Las actuaciones dimanan del Decreto 3/2008, de 8 de enero de 2008, de la Convivencia Escolar en Castilla-La Mancha y de la normativa que lo desarrolla.
Es un decreto sobre la convivencia en general y que se aplica en los casos de acoso escolar.
A nivel institucional existe un Observatorio de la Convivencia (que dimana del citado decreto) en que expertos educativos y representantes de la comunidad educativa (padres, profesores,…) estudian y trabajan sobre cómo mejorar la convivencia escolar.
También existe un Equipo de Apoyo a la Convivencia Escolar, con un teléfono donde cualquier persona (padre, alumno, profesor,…) puede solicitar ayuda sobre cualquier de convivencia y, por supuesto, de acoso escolar.
Pero las principales actuaciones se realizan en los propios centros. El decreto de la convivencia plantea la autonomía de los centros para resolver estos temas y les proporciona instrumentos para ello.
Son los propios centros los que en sus Normas de Convivencia establecen protocolos de actuación en consonancia con el Decreto de la Convivencia. Cuando los casos son graves -y según consta en el decreto- se pueden trasladar a la Delegación Provincial. Ha habido bastantes casos en los que como Delegado Provincial he hablado con el Fiscal de Menores y se han cerrado páginas con foros donde alumnado –principalmente de secundaria- se acosaba a determinados alumnos. Como detalle, te puedo contar que un día a las 11 de la noche en Toledo vi un montón de chicos y chicas en un parque. Cuando llegué a casa me metí en uno de esos foros y vi que habían quedado para pegar a un chico. Al día siguiente cerramos ese foro.
Los planes de prevención, en principio los realiza cada centro. En estos momentos estamos realizando una campaña junto al Defensor del pueblo en la que se trata también del acoso escolar a través de Internet. Podéis encontrar información en http://www.defensorclm.com/ y pinchar en “redes sociales seguras”.
¿Cómo se podría detectar en las aulas?
En las aulas es clave la figura del profesor o maestro. Son educadores, formadores,… no sólo transmisores de información. Deben estar atentos y actuar cuando observen el más mínimo indicio. La información de la familia es también imprescindible. Se debe actuar conjuntamente entre familia y escuela.
¿Qué debería hacerse en las aulas para evitarlo?
Es un tema transversal, que se puede tratar en todas las asignaturas, pero especialmente en las tutorías y en la asignatura de Educación para la Ciudadanía y los Derechos Humanos. Es necesario hablar con los chicos, informarles, hacer que se pongan en el lugar del acosado/a.
¿Qué podemos hacer ante un caso de acoso escolar (tanto con la víctima como con el agresor)?
Aplicar el decreto de convivencia. Hay que aplicar las sanciones correspondientes y educar y formar a ambos. La actuación del departamento de Orientación es clave. Se debe dar apoyo psicológico a la víctima y trabajar en la modificación de la conducta del agresor. En ambos casos es necesario también trabajar con las familias.
¿Se da más el acoso verbal o el acoso físico?
Es bastante más frecuente el acoso verbal. El acoso físico, en las aulas, no es tan frecuente como parece. En un año, a la delegación provincial llegan alrededor de 20 casos en la provincia.
¿A qué cree que se debe el aumento de acoso escolar en las aulas?
En los 4 años que llevo trabajando en la delegación provincial no se ha producido un aumento del acoso escolar en la provincia. Creo que se está magnificando demasiado, sobre todo el acoso al profesorado: algún sindicato –con otras intenciones políticas detrás- está hablando de que 7 de cada 10 profesores han sido acosados física o verbalmente. Este dato es totalmente incierto.
En mi opinión, y con los datos que tengo, existe el mismo acoso que hace bastantes años. Lo único es que ahora se realiza también por otros medios: ciberbulling,…
¿Hay cursos o información para las familias sobre el acoso escolar? ¿Qué deben hacer los padres ante un caso así?
Los padres deben comunicarlo inmediatamente al centro y trabajar conjuntamente con el centro para superarlo. La participación de las familias en la prevención es muy escasa. Como ejemplo, a las reuniones con el defensor del pueblo sobre acoso escolar en Toledo acudieron 15 padres de 3.000 posibles, y 30 en Talavera de 3.500 invitados. Muy pocos centros organizan actividades o cursos específicos sobre acoso escolar.
Se trata como un tema más en algunas escuelas de padres, a las que, por cierto, acuden en general muy pocos padres.
¿Cuáles cree que son los efectos y cuánto será el daño de la víctima en su etapa adulta?
Depende mucho del tipo de acoso escolar que sufra y de su intensidad. Normalmente, con los datos que yo tengo, son acoso leves: desprecios, insultos, calumnias,… Depende también de su duración en el tiempo. Por eso es imprescindible que tanto las familias como el profesorado estén atentos para detectarlo rápidamente y hacer que sus efectos sean los mínimos posibles.
Los efectos que produce son crear personas retraídas, con miedo, con pocas relaciones. Por televisión hemos visto casos en los que se ha llegado al suicidio. Esto es gravísimo pero hay que situarlo en el contexto general: se han dado 2 ó 3 casos entre los varios millones de estudiantes que existen en España.
¿Cree que los medios de comunicación le da más importancia de la que tiene para alarmar a la sociedad?
Los medios de comunicación en el momento actual se mueven en demasiadas ocasiones buscando noticias que crean “morbo”, pero cuando se ha producido algún caso de suicidio o acosos graves creo que deben publicarlo inmediatamente. Toda la sociedad debe conocerlo y contribuir a evitarlo.
¿Existen leyes o medidas para sancionar el acoso escolar?
No hay medidas sancionadoras específicas para el acoso escolar. Son las mismas que se contemplan en el Decreto de Convivencia y normativa que lo desarrolla para cualquier problema de convivencia.
Desde la delegación, ¿existen estadísticas, como por ejemplo sobre la existencia y frecuencia de situaciones de indisciplina o violencia, estadísticas de género (niños/as), etc.?

Te dejo esta estadística. Ten en cuenta que son número de conductas, no de alumnos, por lo que un alumno problemático hace bastantes conductas contrarias (no tengo el dato de nº de alumnos). Son conductas contrarias a la convivencia, no solo acoso:
  • Actos de indisciplina que alteren gravemente el desarrollo normal de las actividades del centro: 906.
  • Injurias u ofensas graves contra otros miembros de la comunidad escolar: 364.
  • Acoso o violencia contra personas y actuaciones perjudiciales para la salud y la integridad personal: 417.
  • Vejaciones o humillaciones a cualquier miembro de la comunidad: 62.
  • Suplantación de personalidad, falsificación o sustracción de documentos: 47.
  • Deterioro grave de las dependencias del centro: 95.
  • Exhibir símbolos racistas, que inciten a la violencia,…: 5.
  • Reiteración de conductas contrarias a las normas de convivencia del centro: 1.112.
  • Incumplimiento de las medidas correctoras impuestas con anterioridad: 207.
Como ves son 3.205 actuaciones contrarias de 116.947 alumnos. Son el 2 % y si tenemos en cuenta que un mismo alumno realiza varias, el porcentaje sería menor.

Te lo desgloso por niveles educativos.

  • Etapa educativa Alumnos matriculados Nº de conductas
  • Infantil 24.495 5
  • Primaria 45.003 349
  • Secundaria 28.737 2.405
  • Bachillerato 9.077 49
  • Ciclos Grado medio 4.360 34
  • Ciclos Grado superior 3.627 2
  • Programas cualificación profesional inicial 1.648 361

  

Las medidas correctoras aplicadas son las siguientes:

  • Restricción de uso de determinados espacios del centro: 14.
  • Realizar una actividad educativa en el recreo: 12.
  • Hacer su trabajo de clase en otro espacio del centro: 10.
  • Realización de tareas en horario no lectivo por un periodo superior a una semana e inferior a un mes: 100.
  • Suspensión del derecho a participar en determinadas actividades extraescolares o complementarias durante un periodo que no podrá ser superior a un mes: 404.
  • Cambio de grupo o clase: 31.
  • Expulsión del centro hasta 5 días lectivos: 1.538.
  • Expulsión del centro de 6 a 10 días: 224.
  • Expulsión entre 11 y 15 días: 205.
  • Cambio de centro: 9.
  • No asignada medida correctora: 920.
Esta es la realidad. Son muchos menos los casos de los que se dicen.
También hay que resaltar que se da más en zonas determinadas: La Sagra, Toledo y Talavera. Se da más en situaciones donde los chicos tienen menos control por parte de los padres, como pueden ser los “niños llavero” de La Sagra (llegan al centro a las 7:30 de la mañana y salen después de actividades extraescolares a las 17 o 18, pero sus padres que trabajan en Madrid no llegan hasta las 20 horas).
  • Perfil del acosador: no tenemos un perfil determinado exacto, pero los casos graves suelen ser alumnos que tienen problemas familiares en su casa. Otro porcentaje importante son alumnos que sin problemas graves en su casa, carecen de control parental.
  • Comportamiento y perfil de la persona acosada: de todo tipo, pero en los últimos años se ha producido un aumento en personas inmigrantes (desde agresiones físicas a realizar “vacío afectivo”: no ir a sus cumpleaños porque son inmigrantes,… (esto se da mucho en Sonseca).

¿Tiene algún material que nos pueda servir de utilidad?



Sólo la normativa y mirad lo del defensor del pueblo que os he dicho (aunque sea sólo acoso a través de Internet).


Ana Rojas Cerdeño

2º Ed. Infantil 2010-2011.

ENTREVISTA AL DELEGADO PROVINCIAL DE LA CONSEJERÍA DE EDUCACIÓN, CIENCIA Y CULTURA.

Francisco José García Galán
Delegado Provincial de la Consejería de Educación, Ciencia y Cultura.

Tema a tratar: ACOSO ESCOLAR

¿Existe algún protocolo de actuación para esta problemática? ¿Tienen algún plan de prevención? Reglamentos, normas de disciplina…
La Consejería de Educación, Ciencia y Cultura está preocupada y ocupada por este asunto. Se trata tanto a nivel de la administración provincial y regional como desde los propios centros. Las actuaciones dimanan del Decreto 3/2008, de 8 de enero de 2008, de la Convivencia Escolar en Castilla-La Mancha y de la normativa que lo desarrolla.
Es un decreto sobre la convivencia en general y que se aplica en los casos de acoso escolar.
A nivel institucional existe un Observatorio de la Convivencia (que dimana del citado decreto) en que expertos educativos y representantes de la comunidad educativa (padres, profesores,…) estudian y trabajan sobre cómo mejorar la convivencia escolar.
También existe un Equipo de Apoyo a la Convivencia Escolar, con un teléfono donde cualquier persona (padre, alumno, profesor,…) puede solicitar ayuda sobre cualquier de convivencia y, por supuesto, de acoso escolar.
Pero las principales actuaciones se realizan en los propios centros. El decreto de la convivencia plantea la autonomía de los centros para resolver estos temas y les proporciona instrumentos para ello.
Son los propios centros los que en sus Normas de Convivencia establecen protocolos de actuación en consonancia con el Decreto de la Convivencia. Cuando los casos son graves -y según consta en el decreto- se pueden trasladar a la Delegación Provincial. Ha habido bastantes casos en los que como Delegado Provincial he hablado con el Fiscal de Menores y se han cerrado páginas con foros donde alumnado –principalmente de secundaria- se acosaba a determinados alumnos. Como detalle, te puedo contar que un día a las 11 de la noche en Toledo vi un montón de chicos y chicas en un parque. Cuando llegué a casa me metí en uno de esos foros y vi que habían quedado para pegar a un chico. Al día siguiente cerramos ese foro.
Los planes de prevención, en principio los realiza cada centro. En estos momentos estamos realizando una campaña junto al Defensor del pueblo en la que se trata también del acoso escolar a través de Internet. Podéis encontrar información en http://www.defensorclm.com/ y pinchar en “redes sociales seguras”.
¿Cómo se podría detectar en las aulas?
En las aulas es clave la figura del profesor o maestro. Son educadores, formadores,… no sólo transmisores de información. Deben estar atentos y actuar cuando observen el más mínimo indicio. La información de la familia es también imprescindible. Se debe actuar conjuntamente entre familia y escuela.
¿Qué debería hacerse en las aulas para evitarlo?
Es un tema transversal, que se puede tratar en todas las asignaturas, pero especialmente en las tutorías y en la asignatura de Educación para la Ciudadanía y los Derechos Humanos. Es necesario hablar con los chicos, informarles, hacer que se pongan en el lugar del acosado/a.
¿Qué podemos hacer ante un caso de acoso escolar (tanto con la víctima como con el agresor)?
Aplicar el decreto de convivencia. Hay que aplicar las sanciones correspondientes y educar y formar a ambos. La actuación del departamento de Orientación es clave. Se debe dar apoyo psicológico a la víctima y trabajar en la modificación de la conducta del agresor. En ambos casos es necesario también trabajar con las familias.
¿Se da más el acoso verbal o el acoso físico?
Es bastante más frecuente el acoso verbal. El acoso físico, en las aulas, no es tan frecuente como parece. En un año, a la delegación provincial llegan alrededor de 20 casos en la provincia.
¿A qué cree que se debe el aumento de acoso escolar en las aulas?
En los 4 años que llevo trabajando en la delegación provincial no se ha producido un aumento del acoso escolar en la provincia. Creo que se está magnificando demasiado, sobre todo el acoso al profesorado: algún sindicato –con otras intenciones políticas detrás- está hablando de que 7 de cada 10 profesores han sido acosados física o verbalmente. Este dato es totalmente incierto.
En mi opinión, y con los datos que tengo, existe el mismo acoso que hace bastantes años. Lo único es que ahora se realiza también por otros medios: ciberbulling,…
¿Hay cursos o información para las familias sobre el acoso escolar? ¿Qué deben hacer los padres ante un caso así?
Los padres deben comunicarlo inmediatamente al centro y trabajar conjuntamente con el centro para superarlo. La participación de las familias en la prevención es muy escasa. Como ejemplo, a las reuniones con el defensor del pueblo sobre acoso escolar en Toledo acudieron 15 padres de 3.000 posibles, y 30 en Talavera de 3.500 invitados. Muy pocos centros organizan actividades o cursos específicos sobre acoso escolar.
Se trata como un tema más en algunas escuelas de padres, a las que, por cierto, acuden en general muy pocos padres.
¿Cuáles cree que son los efectos y cuánto será el daño de la víctima en su etapa adulta?
Depende mucho del tipo de acoso escolar que sufra y de su intensidad. Normalmente, con los datos que yo tengo, son acoso leves: desprecios, insultos, calumnias,… Depende también de su duración en el tiempo. Por eso es imprescindible que tanto las familias como el profesorado estén atentos para detectarlo rápidamente y hacer que sus efectos sean los mínimos posibles.
Los efectos que produce son crear personas retraídas, con miedo, con pocas relaciones. Por televisión hemos visto casos en los que se ha llegado al suicidio. Esto es gravísimo pero hay que situarlo en el contexto general: se han dado 2 ó 3 casos entre los varios millones de estudiantes que existen en España.
¿Cree que los medios de comunicación le da más importancia de la que tiene para alarmar a la sociedad?
Los medios de comunicación en el momento actual se mueven en demasiadas ocasiones buscando noticias que crean “morbo”, pero cuando se ha producido algún caso de suicidio o acosos graves creo que deben publicarlo inmediatamente. Toda la sociedad debe conocerlo y contribuir a evitarlo.
¿Existen leyes o medidas para sancionar el acoso escolar?
No hay medidas sancionadoras específicas para el acoso escolar. Son las mismas que se contemplan en el Decreto de Convivencia y normativa que lo desarrolla para cualquier problema de convivencia.
Desde la delegación, ¿existen estadísticas, como por ejemplo sobre la existencia y frecuencia de situaciones de indisciplina o violencia, estadísticas de género (niños/as), etc.?

Te dejo esta estadística. Ten en cuenta que son número de conductas, no de alumnos, por lo que un alumno problemático hace bastantes conductas contrarias (no tengo el dato de nº de alumnos). Son conductas contrarias a la convivencia, no solo acoso:
  • Actos de indisciplina que alteren gravemente el desarrollo normal de las actividades del centro: 906.
  • Injurias u ofensas graves contra otros miembros de la comunidad escolar: 364.
  • Acoso o violencia contra personas y actuaciones perjudiciales para la salud y la integridad personal: 417.
  • Vejaciones o humillaciones a cualquier miembro de la comunidad: 62.
  • Suplantación de personalidad, falsificación o sustracción de documentos: 47.
  • Deterioro grave de las dependencias del centro: 95.
  • Exhibir símbolos racistas, que inciten a la violencia,…: 5.
  • Reiteración de conductas contrarias a las normas de convivencia del centro: 1.112.
  • Incumplimiento de las medidas correctoras impuestas con anterioridad: 207.
Como ves son 3.205 actuaciones contrarias de 116.947 alumnos. Son el 2 % y si tenemos en cuenta que un mismo alumno realiza varias, el porcentaje sería menor.

Te lo desgloso por niveles educativos.

  • Etapa educativa Alumnos matriculados Nº de conductas
  • Infantil 24.495 5
  • Primaria 45.003 349
  • Secundaria 28.737 2.405
  • Bachillerato 9.077 49
  • Ciclos Grado medio 4.360 34
  • Ciclos Grado superior 3.627 2
  • Programas cualificación profesional inicial 1.648 361

  

Las medidas correctoras aplicadas son las siguientes:

  • Restricción de uso de determinados espacios del centro: 14.
  • Realizar una actividad educativa en el recreo: 12.
  • Hacer su trabajo de clase en otro espacio del centro: 10.
  • Realización de tareas en horario no lectivo por un periodo superior a una semana e inferior a un mes: 100.
  • Suspensión del derecho a participar en determinadas actividades extraescolares o complementarias durante un periodo que no podrá ser superior a un mes: 404.
  • Cambio de grupo o clase: 31.
  • Expulsión del centro hasta 5 días lectivos: 1.538.
  • Expulsión del centro de 6 a 10 días: 224.
  • Expulsión entre 11 y 15 días: 205.
  • Cambio de centro: 9.
  • No asignada medida correctora: 920.
Esta es la realidad. Son muchos menos los casos de los que se dicen.
También hay que resaltar que se da más en zonas determinadas: La Sagra, Toledo y Talavera. Se da más en situaciones donde los chicos tienen menos control por parte de los padres, como pueden ser los “niños llavero” de La Sagra (llegan al centro a las 7:30 de la mañana y salen después de actividades extraescolares a las 17 o 18, pero sus padres que trabajan en Madrid no llegan hasta las 20 horas).
  • Perfil del acosador: no tenemos un perfil determinado exacto, pero los casos graves suelen ser alumnos que tienen problemas familiares en su casa. Otro porcentaje importante son alumnos que sin problemas graves en su casa, carecen de control parental.
  • Comportamiento y perfil de la persona acosada: de todo tipo, pero en los últimos años se ha producido un aumento en personas inmigrantes (desde agresiones físicas a realizar “vacío afectivo”: no ir a sus cumpleaños porque son inmigrantes,… (esto se da mucho en Sonseca).

¿Tiene algún material que nos pueda servir de utilidad?



Sólo la normativa y mirad lo del defensor del pueblo que os he dicho (aunque sea sólo acoso a través de Internet).


Ana Rojas Cerdeño

2º Ed. Infantil 2010-2011.