¿Sirve Linkedin para encontrar prácticas profesionales?

/, Prácticas/¿Sirve Linkedin para encontrar prácticas profesionales?

Las prácticas profesionales ponen en común el aprendizaje académico y laboral, acercándote por primera vez al mundo del trabajo relacionado con tu profesión. Suponen un paso fundamental para tu futuro ya que complementan la formación que obtienes en la universidad con la aplicación práctica de la misma, la adquisición de competencias y de hábitos empresariales que te serán exigidos una vez te gradúes.

Eso sí, no debes confundir las prácticas no laborales con las laborales tal y como hace tiempo ya contamos en esta entrada. La diferencia radica en la existencia o no de relación laboral. En el primer caso hay un contrato de trabajo, el más habitual para un estudiante que acaba de concluir sus estudios, mientras en el segundo lo que existen son prácticas acordadas con la empresa con la participación de la universidad, y que en algunos casos, según el grado de que se trate, son incluso obligatorias para obtener el título.

En cualquier caso nuestra recomendación es siempre la misma: hacer prácticas durante el paso por la universidad incrementa de manera importante las posibilidades de acceso al mercado. Si además estas prácticas se ajustan al nivel de especialización en los estudios y al objetivo profesional del estudiante la efectividad es aún mayor.

Por tanto en muchas ocasiones el principal problema es localizar un hueco en ese sector o empresa que consideramos clave para nuestra formación. Podemos distinguir dos tipos de empresas:

  • Empresas medianas o grandes. Suelen realizar campañas de captación en los meses previos a la disponibilidad de prácticas. Si son para el verano, una época muy frecuente, las campañas suelen concentrarse en marzo/abril. Las condiciones, plazos y remuneraciones están bien indicadas.
  • Empresas pequeñas o microempresas. No suelen hacer campañas y deberemos de proponer la práctica hablando, y convenciendo, a los responsables de la empresa de la oportunidad que supone nuestra presencia en la misma. La adaptación y negociación de condiciones está muy abierta, siendo los contactos en este caso un factor clave de éxito.

Linkedin ha pasado en pocos años de ser una red social bastante residual a ser un auténtico referente en posicionamiento profesional ¿Nos puede servir también Linkedin para localizar prácticas? De entrada sí, pero te tenemos que aclarar algunos puntos:

  • Date prisa. No te pongas en mayo o junio a buscar prácticas para el verano, dentro o fuera de Linkedin, porque probablemente ya estén cubiertas. Los programas de prácticas de entidades grandes se suelen desarrollar en las mismas fechas cada año y el reclutamiento se hace con mucha antelación, en algunos casos con hasta 6 meses de antelación.
  • Lo primero que debes saber es que Linkedin tiene un buscador de empleos bastante bueno, especialmente preciso a la hora de ofrecerte oportunidades, pero no de prácticas. Las empresas suelen incluir en sus ofertas también las prácticas, pero no son tan sencillas de localizar y muchas veces no queda clara la relación contractual que se ofrece. Una búsqueda general con el término “prácticas” arroja 5.353 resultados en España.
  • Por el contrario, si filtramos por nivel de experiencia y marcamos solamente “prácticas” reducimos los resultados a 2.101. Bueno, no está mal, es algo más exacto que el método anterior ¿Pero cuantas de estas se ajustan a nuestro perfil y están en una zona adecuada para nuestros intereses? Probablemente solo unas cuantas. Así que hay que seguir buscando.
  • Linkedin es una gran red de contactos y como en cualquier red social la confianza no se supone, se gana. Y para ganarla hay que crear un perfil atractivo y capaz de transmitir nuestras ganas de acceder al mercado. Un perfil bien elaborado, con datos exactos, actualizado, con un extracto atractivo, con unas keywords adecuadas, etc, facilita mucho las cosas. Y también con foto, una buena foto. ¿Sabes que  tener una foto de perfil permite que tu perfil sea visto hasta 21 veces más y generar hasta 9 veces más solicitudes de conexión? Da igual que lo busques sean empleos o prácticas, lo importante son las conexiones.
  • Ahora te toca relacionarte. Un buen punto de partida son los grupos. Si entras a un grupo en el que hay especialistas de tu sector te permitirá conocer y acceder a empresas en las que puedes encajar. Se trata de revisar los perfiles de los miembros, echar un vistazo a las publicaciones de los últimos meses y ver qué puedes aprovechar. Con un poco de habilidad seguro que encuentras el hilo del que tirar. Nuestro Grupo de Empleo de la UCLM puede ser un buen punto de partida.
  • Pero claro, aunque sepas a quién dirigirte, debes hacerlo de la manera adecuada. Tampoco hace falta que sea una carta extensa, pero sí algunas líneas en las que demostrar tu motivación de entrar a formar parte de la plantilla. Si tienes dudas nos ponemos a tu disposición para revisar las primeras, seguro que te damos algunas claves para mejorarlas. También debes saber a quién enviarlas: no todo el mundo permite el envío de mensajes, así que deberás seleccionar bien entre técnicos de recursos humanos o jefes de equipo con capacidad de decisión.
  • Recomendaciones. No es igual vender a puerta fría, como dicen los comerciales, que ir con alguna recomendación de alguien. La receptividad siempre es mayor. Ten además en cuenta que, aunque no haya una relación laboral, a ninguna empresa le gusta compartir sistemas de trabajo e información con desconocidos. Por eso si saben cómo eres o quién te manda tendrás una evidente ventaja.
  • El factor emocional. Linkedin es una gran red de personas que se unen en torno a factores profesionales, pero en la que los factores emocionales también son importantes. Echar mano de personas que trabajan en empresas locales o viven en tu localidad, de otras que han cursado los mismos estudios que estás haciendo o que lo han hecho en tu universidad, puede suponer un componente emocional de mucha utilidad. Por el hecho de haber estudiado en una universidad, en este caso en la UCLM, Linkedin ya agrupa a sus usuarios en una red, la de los antiguos egresados de la misma. Si vamos al apartado de “Antiguos alumnos” de la UCLM verás que hay más de 47.000 actualmente, pudiendo filtrarlos por localidad, empresa o por titulación, utilizando el buscador de texto libre que aparece.  Automáticamente los resultados se van actualizando. A partir de aquí el abanico de posibilidades se abre: en qué empresa realizó prácticas, cuál ha sido su trayectoria profesional, con quién está en contacto…. Una información muy valiosa, no solo para unas prácticas sino para mejorar tu red de contactos y marcarte objetivos profesionales. Si algo le ha funcionado a otras personas es probable que también te funcione a ti.

Si tu opción deseada es realizar prácticas en empresas ubicadas en otros países el procedimiento es igual, adaptando el conocimiento del mercado de aquel país. Para realizar unas prácticas el primer paso es que se haya firmado un convenio, gestionado por nosotros desde el CIPE, y no es necesario que la empresa o entidad sea española. Recuerda que el convenio puede firmarse también en inglés. No obstante antes de ponerte a realizar prácticas debes conocer la normativa interna y los requisitos exigidos, que podrás encontrar en https://practicasyempleo.uclm.es/. Si tienes cualquier duda consulta con el responsable de prácticas de tu centro o contacta con nosotros. No te olvides tampoco de los programas de movilidad que te ofrece la UCLM a través de la Oficina de Relaciones Internacionales.

Seguro que con estos consejos y algunos otros que recopiles en tu entorno tus próximas prácticas estarán más cerca. Tienes el mercado abierto.

2019-03-25T10:01:00+00:00marzo 25th, 2019|Linkedin, Prácticas|

Próximos Eventos