En el mercado de trabajo tú eres el mejor producto

//En el mercado de trabajo tú eres el mejor producto

Como os anuncié en la entrada titulada, “Tercera Receta: Conócete a ti mismo”, llegó el momento de entrar en acción. Con los resultados obtenidos de nuestro análisis personal, elaboraremos una imagen, o marca personal, que reúna todas nuestras virtudes, ventajas y lo que nos desmarque del resto de candidatos. Estudiaremos el mercado donde queremos vender nuestro producto (sectores con más oferta de empleo, qué piden las empresas, qué valoran más en el proceso de contratación, etc.). Y a continuación, elaboraremos un plan de acción personalizado donde planificaremos cómo realizaremos la venta, a qué sectores del mercado, qué resultados se pretenden obtener y cuál es nuestro objetivo.

Para facilitarte la tarea, te daremos algunos consejos que pueden serte útiles:

● Para tu venta, la comunicación persuasiva será el factor más importante que debes cuidar. No se trata de manipular, sino de capturar la atención, despertar el interés, y generar el deseo para que el otro responda en consecuencia. Como otras muchas habilidades y competencias, se deben ir adquiriendo y entrenando a lo largo de nuestra vida.
● En la situación actual, si una empresa se encuentra ante dos candidatos semejantes en curriculum, obtendrá el empleo el que mejor se venda. Deberíamos ensayar nuestro discurso hasta la saciedad, para controlarlo y convencer, partiendo de que creemos firmemente en él. Además sería recomendable que otros lo escucharan, dándonos su opinión de si está bien elaborado y ajustado a nuestro objetivo.
● Debes mantener como principio la motivación, porque ello te llevará a mostrar tu entusiasmo, tus ganas y hará que no te desanimes ante las dificultades o contrariedades que puedan surgir.
● En este proceso también es importante aprender a escuchar, para captar qué quieren los empleadores de nosotros. No sólo en los procesos de selección a los que acudamos sino a todos los actos, eventos o encuentros con profesionales del sector que te puedan aportar información.
● Uno de los miedos que surge a la hora de comunicarse en un entorno profesional es el no saber expresarse correctamente, o como cotidianamente se dice “Me faltan palabras para explicar lo que quiero decir”. El aprendizaje es nuestro aliado, es a lo que nos venimos dedicando en los últimos años. Así es que no nos costará mucho ponernos al día en lenguaje especializado y técnico, a través de artículos en prensa y paginas webs profesionales, lecturas especializadas, …
● El marketing personal consiste en darnos a conocer, para ello la creatividad y originalidad son variables fundamentales. Como cualquier producto a vender, cuanto más original y diferente sea la presentación de éste, aumenta la atracción y curiosidad hacia él, por lo tanto crece la probabilidad de ser adquirido. La intención es destacar y marcar la diferencia, pero a través de una argumentación basada en las grandes ventajas que podemos aportar a las empresas en las que deseamos trabajar. Para este fin, no deberíamos centrarnos sólo en los métodos tradicionales, sino ir más allá (usar el videocurriculum, crear nuestra propia página web, hacer un blog, etc.)
● Aprovecha cualquier oportunidad que se te presente y consideres adecuada para venderte; como por ejemplo si acudes a una cena de amigos y uno de los invitados es responsable en una empresa del sector en el que tú deseas trabajar.

Todo el proceso requiere su dedicación, no escatimes en el tiempo invertido, todo el esfuerzo se verá recompensado con la obtención del objetivo propuesto. “Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo y no en el resultado. Un esfuerzo total es una victoria completa”. (Mahatma Gandhi )

2017-03-27T09:39:46+00:00