Cómo elegir un máster sin equivocarte

//Cómo elegir un máster sin equivocarte

  Hoy en día, dada la actual situación económica y la no muy amplia oferta laboral existente, muchos de nuestros titulados se plantean como salida la realización de un máster universitario que mejore su formación.

En la actualidad existe una extensa oferta de másteres y cursos de postgrado, y no es nada fácil diferenciarlos. Para muchos de nuestros titulados resulta una decisión compleja a la vez que un esfuerzo económico importante.
La realidad es que no hay reglas de oro para identificar el mejor programa en un área determinada, pero sí hay un requisito imprescindible que debe cumplir cualquier máster a la hora de ser elegido: Ha de ser importante para el desarrollo de la carrera profesional del egresado, para la consecución de sus objetivos, para su especialización.
Los pasos a dar antes de la elección definitiva serían los siguientes:
 1. Busco información de los másteres impartidos en la actualidad (a través de buscadores de máster  en Internet o directamente en la Institución que lo organiza) y selecciono los que mejor se adaptan a mis objetivos profesionales y a mi formación de partida.
 2. Tras esta primera “criba”, analizo la calidad y la solvencia tanto del programa académico (contenidos, métodos de enseñanza, etc.) como de la Institución que lo imparte (Notoriedad, profesorado, experiencia, etc.). Para este paso es fundamental obtener la máxima información posible a través de entrevistas o conversaciones personales con los responsables del programa de formación.
Hay una serie de aspectos que nos pueden ayudar a tomar la decisión final y a decantarnos por un tipo u otro de formación de postgrado. Algunos de ellos son los siguientes:
  • Es fundamental que el máster cubra nuestras expectativas de aprendizaje y que se adapte completamente a nuestra disponibilidad.
  • Debe realizarse en un centro de prestigio dentro de este tipo de formación. Será importante investigar sobre su trayectoria, visibilidad, filosofía, notoriedad o experiencia, así como sobre el desarrollo profesional de sus graduados.
  • En cuanto al profesorado, debemos asegurar su calidad profesional. Es importante que conozcamos quién es el equipo docente y si es posible ver su currículum.
  • También es fundamental que ofrezca prácticas que garanticen la inserción laboral y el contacto directo con empresas. Y muchos centros ofrecen además la posibilidad de incluirse en una bolsa de empleo específica.
  • En enfoque ha de ser eminentemente práctico y adaptado a las necesidades actuales del mercado de trabajo.
  • Hay que valorar la metodología de enseñanza y los medios e infraestructura utilizados para la formación.
  • Si nuestro objetivo profesional incluye movernos por Europa, es importante que el máster esté avalado por un organismo oficial.
  • Se recomienda que el máster tenga al menos 500 horas lectivas repartidas en uno o dos cursos.
  • La formación recibida debe tener una visión internacional, incluyendo aspectos como análisis de empresas o mercados internacionales, que parte del curso se desarrolle en un país extranjero, que incluya profesores visitantes o alumnos de otro país o que exista la posibilidad de intercambio con alumnos extranjeros.
  • El proceso de selección para acceder al máster ha de ser riguroso y exigente. Eso hará que los alumnos sean de calidad y permitirá un enriquecimiento aún mayor con los trabajos en equipo.
  • Es mejor con pocos alumnos, como máximo 30 personas.
  • El equipo docente debe ser multidisciplinar y formado por personal docente e investigador, empresarios en activo y colaboradores extranjeros que aporten metodologías diferentes y distintos puntos de vista.
  • En cuanto a las instalaciones del centro, se recomienda que disponga de biblioteca, sala adecuada para el trabajo en equipo, bases de datos consultables, salas informáticas de acceso libre, red inalámbrica para conexión a internet o un laboratorio de idiomas.
  • También es muy valorable la existencia de becas para realizarlo, que pueden provenir de la propia Institución o del Ministerio de educación o de la Unión Europea
  • Por último, puede ayudarnos mucho hablar con personas que hayan realizado ya el máster, ya que ellos son los que más información nos pueden facilitar. En muchas de las Universidades o centros de negocios existen asociaciones de antiguos alumnos con los que ponernos en contacto.
Y si todo esto lo consigues viajando al extranjero y mejorando a la vez tu nivel de idiomas….. mejor que mejor.
Pero no olvides lo más importante: tu objetivo profesional. El máster es solo un medio para llegar a él y será la primera decisión de debes tomar antes de continuar.
2017-03-10T11:02:33+00:00enero 14th, 2011|Formación|

Próximos Eventos