La Biblioteca Universitaria obtiene el premio Wendy Hall

El viernes pasado se hizo pública la concesión a la Biblioteca de la Universidad de Castilla-La Mancha del Premio «Wendy Hall» en la categoría de «Mejor Web de Investigación», en la modalidad de «Página de Instituto, Centro, Unidad de Investigación o Centro singular».

Los Premios Wendy Hall fueron constituidos para reconocer la promoción y divulgación del conocimiento a través de los medios digitales y la publicación de contenidos de calidad en abierto.

 

La web de la Biblioteca de la Universidad de Castilla-La Mancha fue renovada en su totalidad a partir de las aportaciones de un equipo de trabajo multicampus coordinado por nuestro compañero Julio Arévalo, haciéndose pública el 15 de junio. Desde el equipo del blog aprovechamos para felicitar a todos los que, bien por activa -trabajando en el grupo- o por pasiva -reforzando el trabajo cotidiano-  han puesto lo mejor de sí para que el proyecto de la nueva web saliera adelante.

Con su denominación, los Premios Wendy Hall homenajean la persona de Wendy-Ann Hall, matemática, profesora de la Universidad de Southampton y reputada docente e investigadora en el ámbito de las Ciencias de la Computación.

Enlace a la web con el detalle de los premiados.

We want you to feel at home

Avanza la señalización bilingüe en nuestras Bibliotecas. Tenemos presente las necesidades de todos los usuarios que visitan @BibliotecaUCLM incluidos los estudiantes extranjeros, los Erasmus, los de intercambio, todos necesitan circular por nuestros espacios presenciales y virtuales de manera autónoma y sin problemas. Por ello, la señalización en español e inglés es imprescindible porque estamos abiertos a todos y somos multiculturales. 

 

La señalética se ha ido adaptando gracias al Grupo de Trabajo de Responsabilidad  Social de la Biblioteca, formado por bibliotecarios y personal de administración de todos los campus con María Luisa Rincón -Directora de la Biblioteca del Campus de Ciudad Real-  al frente, como coordinadora.

Por un lado, los directorios informativos de acceso en la entrada principal de los edificios, por otro los carteles identificativos de diversos espacios -despachos, salas de lectura, de trabajos en grupo, y otros- y por último, los carteles de ubicación de fondos bibliográficos por temáticas para facilitar la consulta de nuestras colecciones. Todo ello, además de la señalética internacional de los planes de emergencia y evacuación que utiliza signos normalizados.

Las guías impresas y los espacios virtuales de la página web también van adaptándose a nuevos colectivos de usuarios, en una Universidad cada vez más internacional y abierta al mundo.

Hemos abierto el camino en las bibliotecas generales de Ciudad Real y Cuenca y, poco a poco, iremos llegando a todos nuestros puntos de servicio y actividades profesionales. We want you to feel at home, queremos que te sientas como en casa, … go on!

 

Delibes sin semáforos

“Permitamos que el tiempo venga a buscarnos en vez de luchar contra él”  Miguel Delibes

Queríamos conocer al autor de El Hereje, esa fantástica novela, esa última novela dedicada a la tolerancia, a la búsqueda de la conciencia, y cuyo transcurrir es en Valladolid.

En la tercera edición de “Lecturas vividas” Pilar organizó un viaje delicioso, lleno de literatura y de sentidos. Para empezar quedamos con Elisa Delibes, la hija de Miguel, a través de la Fundación Delibes. La visita con ella a los lugares en los que transcurrió la vida de su padre fue una maravilla. Elisa vinculaba cada casa a un libro, o a varios. Y lo hacía mezclando erudición con anécdotas, que nos llevaban a un escritor entrañable, cercano y a la vez sabio. Fuimos a ver el colegio donde estudió, y en cuya capilla se casó. Vimos en un pasillo de esa escuela la orla de su bachiller. En El Campo Grande, el parque que recorría casi a diario, estuvimos en el banco en el que se declaró a su mujer, y en el camino que atravesó en un minuto, en bicicleta, para comunicarle que le habían dado el Premio Nadal. Vimos dónde estaba la redacción de El Norte de Castilla, donde tanto tiempo trabajó en casi todos los puestos, desde caricaturista hasta director. Y la Escuela de Comercio, donde fue profesor. La excursión acabó en la casa donde Miguel Delibes redactó El Hereje, y donde nos despedimos de la cordialidad de Elisa, con emoción y agradecimiento.

 

Desde allí nos encaminamos a Urueña, un pueblecito con encanto donde los libros son protagonistas. Dicen que es el único pueblo de España con más librerías que bares. Y visitamos la Fundación Joaquín Díaz, guiados por el mismo Joaquín, folklorista y creador del centro que lleva su nombre. Allí nos enseñó la biblioteca, donde recopila tantos pliegos de cordel y romances, y las otras estancias con tantos instrumentos musicales (cuántas castañuelas), tanta bibliografía etnográfica. Allí le dejamos, envidiándole esa paz, rodeado de lo que suponemos ha sido la obra de su vida. Luego recorrimos las murallas de Urueña, y contemplamos el paisaje del valle en el atardecer.

Al día siguiente, el domingo, hicimos el recorrido que Pilar había contratado con Turismo de Valladolid, y que era precisamente sobre las ubicaciones de El Hereje. La guía, completamente metida en el libro (se sabía párrafos enteros), nos enseñó cada rincón de Valladolid relacionado con lo que habíamos leído.  De tal forma lo hizo que no nos costó imaginar a Cipriano, el protagonista, en las esquinas y edificios que visitábamos. Tampoco nos costó nada imaginar a Mara, nuestra guía, ardiendo en el quemadero de la Inquisición, pues como dijo, ella tampoco hubiera abjurado de sus creencias. También Mara podría habernos quemado a nosotros, viendo cómo nos reconvenía cuando atravesamos un semáforo en rojo o vislumbrábamos lo que quedaba de un convento deshabitado a través de unas rendijas en la puerta.

Qué curioso, el día anterior, en cambio, cruzábamos Valladolid con los semáforos en rojo, tras Elisa y su entusiasmo cordial. Al final, mientras comíamos un lechazo fantástico antes de volver, acordamos que Delibes, hiciéramos lo que hiciéramos, nos hubiera mirado pausado, tolerante y divertido.

Ángel Aguilar.

Coordinador del Grupo de Extensión Cultural de la BUCLM

Recogida de libros en solidaridad con la Biblioteca Municipal de Cebolla

Con motivo de las recientes riadas y el desbordamiento del arroyo Sangüesa a su paso por el pueblo de Cebolla (Toledo), causantes de la pérdida del 80% de los fondos de la Biblioteca Pública Municipal de esta localidad de la comarca de Torrijos, se han iniciado varias campañas solidarias, una de ellas, coordinada desde el Servicio Regional de Bibliotecas, Libro y Lectura, para recopilar donaciones de libros entre instituciones y particulares que deseen ayudar a que la biblioteca cebollana pueda ofertar pronto un fondo digno a sus usuarios.

El Servicio de Bibliotecas de la UCLM se suma a la campaña oficial habilitando puntos de recogida en las bibliotecas de todos los campus.

Se informa a las personas que deseen colaborar, que la Biblioteca de Cebolla agradecerá que se le envíen obras literarias de cualquier género, libros infantiles y juveniles actuales, cómics y novelas gráficas actuales, obras sobre Ciencia o Humanidades que no superen los cinco años, y audiovisuales originales en formato CD y DVD, siempre que esté en buen estado de conservación.

NO NECESITAN obras de referencia (enciclopedias y diccionarios), libros de texto o manuales universitarios, revistas, obras científicas o muy especializadas, materiales no originales, o de contenidos o formatos obsoletos.

Desde la Biblioteca de la UCLM se procederá al envío de los materiales a la Consejería de Educación, Cultura y Deportes, en donde se procederá a la última revisión de los lotes, empaquetado y envío a la Biblioteca Municipal de Cebolla.

¡Gracias a todos por ayudar en esta loable iniciativa!

Para saber más:

Tremendas inundaciones en Cebolla, Toledo.

Impresionante vídeo de la riada que ha inundado Cebolla.

Más vídeos de la inundación de Cebolla.

Los vídeos de la que ha caído en Cebolla.

La Biblioteca Pedro C. Cerrillo del Campus de Cuenca

 

El pasado 29 de junio fue un día para la celebración, la Biblioteca del CEPLI ubicada en la Biblioteca General del Campus de Cuenca, pasó a llamarse Biblioteca Pedro C. Cerrillo en el homenaje organizado por la Universidad de Castilla-La Mancha al profesor D. Pedro Cerrillo Torremocha, uno de los mejores profesores que tiene nuestro campus universitario y que, en palabras del Rector Honorífico, D. Luis Arroyo Zapatero, pertenece al selecto grupo de los padres fundadores de nuestra joven Universidad.

Momento del acto
César Cerrillo

 

 

 

 

 

 

Biblioteca Pedro C. Cerrillo
Pinocho
Sala de Lectura

 

 

 

 

 

 

        La bonita placa que luce en la entrada de la Biblioteca del CEPLI tiene una pequeña Caperucita diseñada por Antonio Santos y las palabras de Pedro “La literatura hay que vivirla, sentirla, palparla con el entendimiento y la pasión”, esta pequeña niña protagonista del famoso cuento de Caperucita Roja, personaje universal, apasiona a Pedro que ha coleccionado ejemplares en múltiples idiomas, con ilustraciones excepcionales, en diversos formatos y versiones diferentes que ha ido recopilando a lo largo de todo el mundo. Estos días podemos disfrutar de parte de esa colección en la exposición titulada “Para leerte mejor”, organizada por el CIC-UCLM en la propia Biblioteca del Campus de Cuenca.

Cartel: Para leerte mejor
Detalle exposición

 

 

 

 

 

 

 

 

De todo el extenso currículum del profesor Cerrillo, de sus múltiples publicaciones, de los cargos que ha ocupado a lo largo de su carrera, quizás el proyecto del que se siente más orgulloso es el de la Biblioteca del CEPLI, Centro de Promoción de la Lectura y la Literatura Infantil, un centro de investigación referente en literatura infantil y juvenil, y en promoción lectora, con casi 20 años de trayectoria, que nació con la colección inicial de Carmen Bravo-Villasante a la que se han ido incorporando importantes fondos literarios, álbumes ilustrados, textos de investigación, en múltiples lenguas y de diversas épocas, seguramente es una de las bibliotecas especializadas en esta temática mejores de España y Latinoamérica. Desde ahora, la Biblioteca de este centro de investigación llevará su nombre y permanecerá vinculado a la Universidad de Castilla-La Mancha y sus estudios.

Muchas gracias por todo Pedro, en especial, por compartir con nosotros el amor a los libros.

XVI JORNADAS CRAI (VALENCIA, 2018)

En Valencia, los días 7 y 8 de junio se han celebrado las XVI Jornadas CRAI 2018 con el título Los laboratorios digitales: un servicio de apoyo digital a la docencia, la investigación y el aprendizaje, organizadas por la CRUE-REBIUN y la Universidad de Valencia, con un programa intenso, allí hemos estado representando a la Biblioteca de la Universidad de Castilla-La Mancha y aprendiendo sobre nuevas tendencias en el mundo de las bibliotecas y del aprendizaje.

En primer lugar, Harriette Hemmasi de la Brown University de Estados Unidos nos hacía reflexionar sobre los nuevos enfoques de las Bibliotecas Universitarias, esto es, las bibliotecas como laboratorios digitales en los que combinamos las TIC para el aprendizaje y la investigación, los recursos electrónicos y el software necesario para construir y compartir conocimiento. Las bibliotecas fueron pensadas para albergar colecciones, ahora los espacios deben permitir crear comunidad, no solo los espacios físicos, también los entornos virtuales. Los espacios colaborativos deben permitir el trabajo en grupo, lugares para la edición, grabación de vídeo y audio, espacios para la visualización, para la realidad virtual y aumentada, para escanear, imprimir y modelar en 3D, para el descanso, para la organización de eventos, para experimentar con las nuevas tecnologías, para elaborar prototipos, productos electrónicos, para “hacer cosas” = Makerspaces. Son nuevos espacios y servicios que hay que gestionar, que requieren personal técnico especializado, aunque falta ver cómo se financian y qué aspectos son gratuitos para el usuario, si el servicio o los consumibles son de pago. Para el usuario la biblioteca es el servicio que responde a la demanda read, write and think in a digital age.

Otra visión de los laboratorios digitales y los makerspaces nos la planteó Lars Binau, de la DTU Denmark, una universidad politécnica danesa, posicionada entre las primeras del mundo en innovación que ha visto el laboratorio multimedia y digital como una oportunidad para la biblioteca. Han centralizado el servicio en dos grandes bibliotecas donde se trabaja con realidad virtual y aumentada. El nuevo paradigma del aprendizaje en la Universidad requiere de una Biblioteca donde se conjuguen espacios, servicios y laboratorios, físicos y virtuales, es el constructivismo social, el aprendizaje orientado a proyectos, a experimentar a crear en comunidad y a resolver los problemas de la gente, el aprendizaje it’s a game. La biblioteca universitaria es un centro de eventos en el que se invitan a las empresas del sector a realizar demostraciones a sus clientes potenciales, hay lugar para las exposiciones, media lab, para grabar vídeo, sala de postproducción, podcast de emisoras, trabajar con realidad virtual y aumentada, talleres donde se usa, se crea y se difunde tecnología.

Laboratorio Digital

La concreción de estos proyectos es la Smart Library = Biblioteca Inteligente, comodidad y confort en el equipamiento y en los espacios, con sensores de luz para adaptar temperatura e iluminación a lo largo del día, sensores en mesas y sillas para saber la ocupación de los espacios, flexibles para que se puedan adaptar en cada momento del año en función de las actividades, con un enfoque colaborativo dentro y desde la biblioteca. En definitiva, un proyecto de biblioteca inteligente para estudiantes de ingeniería, donde están presentes las competencias STEM, -Science, Technology, Engineering and Mathematics-, Ciencias, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas. Por supuesto la biblioteca abre 24 horas 7 días de la semana.

Para facilitar las conexiones de dispositivos, no solo cuentan con wifi en todos los espacios, sino también bluetooth, sensores para el ruido, cámaras anonimizadas de seguimiento de personas para valorar ocupaciones y más de 700 enchufes ¡¡¡¡ fundamental!!! Para conectar todo tipo de dispositivos, el objetivo es que el usuario se sienta como en casa, o mejor que en su propia casa. No han dudado en retirar colecciones y libros de las salas para adaptar los espacios, las bibliotecas se construyeron para los libros, ahora se adaptan a las necesidades de las personas.

Por último, Teresa Malo y Rosa Sánchez de la Universidad Carlos III de Madrid nos contaron cómo crear un Makerspace en una Biblioteca, analizar la misión y orientación del servicio; difusión; personal; equipamiento y espacios, ellos ya van a probar y se va a inaugurar en octubre en la biblioteca de la Escuela Politécnica, orientado a la elaboración de prototipos, robótica, Moto-maqlab, a los TFG y TFM, estaremos abiertos a ver cómo evoluciona todo esto.

Entre las actividades paralelas a las jornadas pudimos disfrutar de la exposición “Descubrir tesoros: manuscritos e incunables de la Biblioteca Histórica de la Universidad de Valencia” con una selección de joyas bibliográficas que se pueden consultar en www.somni.uv.es entre otras maravillas allí estaban varios manuscritos medievales procedentes de la colección del Duque de Calabria; el único ejemplar que se conserva en el mundo de las Obres o trobes en lahors de la Verge Maria, impreso en Valencia:  por Lambert Palmart, [1474?], primer incunable de carácter literario impreso en España, contiene 45 poemas, 40 en valenciano, 4 en castellano y 1 en toscano. Entre los autores se encuentran Jaime Roig, Juan Ruiz de Corella y Luis Alcañiz, uno de los poemas fue escrito por una mujer, Yolant, que figura escrito como un acróstico del poema; o la obra Tirant lo Blanch, de Joanot Martorell, Valencia: [Nicolau Spindeler], 1490, un incunable rarísimo que se considera la mayor aportación valenciana a la literatura universal. Si visitáis Valencia no dejéis pasar esta oportunidad, o visitarla virtualmente que está accesible en la web.

Para los que queríais profundizar en los contenidos de las jornadas os invitamos a consultar los materiales disponibles en la web del evento.

Y para despedirnos, la albufera siempre impresionante, y más al atardecer…

La Albufera

 

Ángel Aguilar Bañón: Reconocidos del Consejo Social 2017

Año tras año el Consejo Social de la Universidad de Castilla-La Mancha, dentro de su Plan de Actuación, hace un reconocimiento público a la labor realizada por los miembros de la comunidad universitaria, así como a empresas o centros vinculados a la misma que han destacado por su compromiso y apoyo a la institución. El acto de entrega de los Premios RECONOCIDOS 2017, encabezado por Emilio Ontiveros, presidente del Consejo Social, y Miguel Ángel Collado, Rector de nuestra institución, tuvo lugar el 6 de junio de 2018 en Cuenca en la iglesia de San Miguel.

Nuestro compañero, Ángel Javier Aguilar Bañón, Director Técnico de la Biblioteca del Campus de Albacete, ha sido uno de los galardonados, en la categoría PERSONAL DE ADMINISTRACIÓN Y SERVICIOS. Reconocido por ser “un profesional de largo recorrido y enorme prestigio”.  Le hizo entrega del premio el alcalde de la ciudad de Cuenca, Ángel Mariscal.

Ángel Aguilar

«Ángel”, querido y admirado por todos, cuenta con una larga trayectoria profesional. Licenciado en Filosofía y Ciencias de la Educación por la UNED, comenzó a trabajar en 1977 en la Biblioteca en la Universidad de Murcia, pasando posteriormente a la Universidad de Castilla-La Mancha, como miembro del Cuerpo de ayudantes, Bibliotecas y Museos, donde ha desempeñado diversos puestos: Jefe de sección de la biblioteca de la E.U. de Magisterio de Albacete, Coordinador de bibliotecas de la UCLM y Director del Servicio de Bibliotecas del Campus de Albacete.

Entre sus actividades actuales, se encuentra la coordinación del Grupo de Trabajo de Redes Sociales de Biblioteca, proyecto con el que la biblioteca quedó finalista en los VI Premios de Excelencia y Calidad de los Servicios Públicos, en la modalidad “Mejores prácticas en los servicios públicos prestados a la ciudadanía”.

Además de su actividad profesional como bibliotecario, desarrolla una importante labor literaria y de animación cultural y como promotor del concurso de Haikus de la Biblioteca General de Albacete. Ha publicado los poemarios Alas más grandes que el nido (Diputación de Albacete, 1995), El libro del agua (Diputación de Albacete, 2003) y Maneras de deshacerse (QVE, 2012). Ha participado en la antología Poetas de La Confitería (Universidad de CLM, 1999) y en colecciones de haikus como Haikus del parque (Popular, 2002; Uno Editorial, 2015) junto al también compañero de Albacete, Frutos Soriano o Un viejo estanque. Antología de haiku contemporáneo en español (La Veleta, 2014).

También queremos mencionar y darles la enhorabuena al resto de premiados del año 2017 en las distintas categorías:

COLABORACIÓN SOCIEDAD-UNIVERSIDAD: Airbus.  ESTUDIANTE DE LA UCLM: Lucas Búa de Miguel. PERSONAL DOCENTE E INVESTIGADOR: Fernando Langa de la Puente. INVESTIGACIÓN: al Centro de Estudios de Castilla-La Mancha.  INNOVACIÓN DOCENTE: Carlos González Morcillo. ANTIGUA ALUMNA: Catuxa Argibay González

RECONOCIDOS 2017

El Club de Lectura de Albacete comenta la nueva novela de Antonio Galán

El pasado 7 de mayo el Club de Lectura de la Biblioteca del campus de Albacete se reunió para comentar en esta ocasión el libro “Imagínate lo que dirían” de Antonio Galán, Director de la Biblioteca Universitaria publicado en la colección «Añil Literaria» de Almud, Ediciones de Castilla-La Mancha.  Tener al autor presente en estas reuniones constituye todo un aliciente importante que enriquece las reuniones literarias.

Con Antonio Galán pudimos comentar todos los pormenores del libro sorprendiéndonos a todos cuando nos comentó que la historia de la novela está basada en hechos reales, concretamente en El Bonillo (Albacete).

Está claro que Antonio, como nos comentó después, ha indagado a sus predecesores sobre todo lo que acontece en esta novela tan bien narrada que cuenta la historia de aquellas mujeres educadas en la Institución Libre de Enseñanza, que vivieron unos tiempos ilusionantes y otros decepcionantes, y también de esas personas que rehicieron sus vidas tras un primer matrimonio fracasado y que se vieron obligadas por una legislación absurda de 1939, a seguir casadas con sus excónyuges cuando sus divorcios y sus segundos matrimonios fueron anulados, restituyendo la validez civil a los primeros matrimonios canónicos.

Y nos preguntamos ¿no es surrealista que se muera el novio, enseguida encuentren sustituto que además es el hermano, y haya boda y entierro el mismo día?

En cuanto a Abéncana sabemos que es Ciudad Real, aunque el autor nos especificó que bien podría ser Salamanca o cualquier otra ciudad provinciana. También comentamos los distintos personajes del libro y aunque para el escritor el exmarido de Matilde, Juan, es el personaje principal, podemos decir también que una gran parte de los miembros del club coincidimos en que las mujeres son las que realmente juegan un papel importante en la novela, cada una con su personalidad claramente diferenciada.

Es una novela que se queda abierta y ya sabe Antonio que esperamos con impaciencia la segunda parte porque nos quedan muchas incógnitas por descubrir. El autor no nos quiso revelar nada sobre el final inconcluso de los personajes pues lo dejó abierto a nuestra imaginación.

Y nos preguntamos ¿qué sería de Nicolás? Y ¿las pesquisas de Matilde con la complicidad de Aurora, se quedarían solo para ellas o en un momento dado las divulgarían? ¿Es verdad lo que contó Doña Victoria a Matilde en la estación cuando se despiden?

En cuanto al género literario, el escritor nos comentó que no le gusta el encasillamiento en ningún género en concreto. Entre los miembros del club se habló de “costumbrismo”, “novela social” …

Para concluir decir que Antonio Galán también nos habló de sus autores preferidos, de sus relecturas, de sus manías de escritor… etc.

Finalmente decir que fue todo un lujo su intervención en nuestro Club. Esperamos ansiosos su próxima novela que nos adelantó que será detectivesca.

Por otra parte decir que nos acompañó también el profesor de la UCLM Juan Bravo, Catedrático de Filología Francesa. Aunque se jubila este año seguiremos contando con él para futuras reuniones literarias pues tenemos pendientes muchas lecturas y entre ellas la de “Ana Karenina” de L. Tolstoi.

 

En ese pequeño homenaje en el que se le hizo entrega de una escultura con el logo del Club de Lectura, también se expusieron todos los libros que la Biblioteca General de Albacete posee de Juan Bravo, tanto como autor, como colaborador, traductor y prologuista.

Podemos decir que una tarde más pudimos disfrutar de “El Sabor de la Lectura” en toda su expresión pues pudimos degustar unos “rolletes fritos” y una taza de achicoria en complicidad con las protagonistas de la historia, Matilde y Aurora. Si se enteraran por ahí ¡¡Imagínate lo que dirían!!

Pilar Alcón Jiménez, coordinadora del Club de Lectura del Campus de Albacete

HONESTIDAD ACADÉMICA Y BUENAS PRÁCTICAS

El Plagio académico es una práctica demasiado extendida en el mundo universitario favorecido por Internet y por las nuevas tecnologías que menoscaba la credibilidad de nuestras Universidades. La Biblioteca de la Universidad de Castilla-La Mancha fomenta la honestidad académica como parte del aprendizaje en competencias informacionales e investigadoras de los miembros de la comunidad universitaria a través de sus cursos de formación en línea con diversos niveles de contenidos y orientados a diversos grupos de usuarios. Además, desde el servicio de Apoyo a la Investigación de la Biblioteca se facilitan guías y tutoriales básicos sobre propiedad intelectual que facilitan las buenas prácticas académicas de forma sencilla.

La Biblioteca Universitaria forma parte del Grupo de Propiedad Intelectual de la UCLM, de carácter transversal, con participación del Archivo Universitario, el Área de Tecnología y Comunicaciones y la Oficina de Transferencia de Resultados de Investigación, que atienden consultas directas de cualquier miembro de la comunidad universitaria a través del servicio de CAU, Centro de Atención al Usuario-, de manera que se pueden resolver dudas desde diversas perspectivas. Todo esto,  ayer lo expusimos en las XI Jornadas Científicas de Difusión de la Investigación (Seminario Permanente de Ciencias Sociales), 14ª edición, Facultad de Ciencias Sociales de Cuenca, que se va a celebrar el día 26 de abril. Comunicación de Teresa de Juan y Paloma Alfaro, titulada: “Honestidad Académica: estrategia desde la Biblioteca de la Universidad de Castilla-La Mancha”.

Fallado el XII Concurso de haikus de la Biblioteca General del Campus de Albacete

Ya son doce las ediciones celebradas de este certamen de poesía de origen japonés. Desde hace un tiempo a esta parte el haiku ha ido ganando espacio en el mundo literario, sin que en muchos casos se haya dado el paso de profundizar en su esencia. En realidad hay una controversia sobre si es o no poesía. Desde luego no es poesía al modo occidental, no admite metáforas, ni pensamientos, ni el asomo del yo. El haiku es la constatación sensorial del aquí y el ahora.

 

“En mi manga/ limpio la pelusa/ del melocotón”

En el haiku ganador de este año reconocemos un gesto que hemos hecho todos aquellos que hemos tenido el privilegio de vivir cerca del campo, de un huerto con frutales. Aunque no cumple el canon silábico: 5-7-5, sus pocas palabras nos trasladan a un gesto infantil, inocente, que implica varios sentidos: la vista, el tacto de la fruta, su olor y hasta su sabor. Tiene “kigo”, esa palabra tan importante en el haiku original, que denomina el momento en que se desarrolla lo escrito: aquí el melocotón nos señala el verano.

Apreciamos también una sutil referencia a la poesía clásica japonesa del Periodo Heian en el que el tema de las mangas tiene un especial simbolismo.

“Apuré el café/ y aún emana el vaho/ de la tacita”

Esto es haiku: esa sensación de ver el pequeño milagro en lo que tenemos delante. Aquí no hay kigo, ni más naturaleza que un café ya degustado. Pero queda su olor, y esa nubecilla que nos sorprende una vez que el líquido ha desaparecido.

“Jazmín en flor/Justo hoy no aparece/el saltamontes”

Un haiku de lo que no está, pero estuvo, de lo que hemos visto y echamos de menos. ¿Dónde se ha metido ese saltamontes ahora que por fin ha florecido el jazmín? Qué amor por lo pequeño, por el bicho que asoma entre los brotes del jazminero.

“Viento en las ramas -/caminar de espaldas/ al atardecer”

No hace falta contemplar el atardecer (otro haiku de lo que no se ve) para disfrutar de su presencia, a nuestras espaldas, en esas ramas mecidas por el aire. Casi podemos ver el sendero, sentir el sol yéndose mientras buscamos el pueblo donde acabará nuestro paseo.

“en el camino/ la sombra de las moreras/ en movimiento”

Otro haiku de contemplación del “otro lado”. No miramos el cielo ni el horizonte, sino el suelo. Y ahí la sombra, lo más leve, haciéndose eco de la brisa. ¿Es también un atardecer? Todo es evocación.

“Puesta de sol. / Aún injerta el anciano/ la última cepa”

Qué reiteración en el final. La puesta de sol, el anciano y la última cepa. Y sin embargo ahí está el injerto, la continuidad buscada. Este haiku es toda una historia, solo a través del sentido de la vista.

En la imagen, el jurado, la Vicerrectora Ángela González, y los ganadores

Cada año, tras los doce de este premio, disfrutamos de más calidad y cantidad en los haikus presentados. Cada vez más el “haijin” sabe que este pequeño poema es algo más que tres versos, que es liviano, sensorial, pero va de afuera adentro.

Gracias una vez más a la Librería Popular por su ininterrumpido patrocinio y al jurado de la AGHA (Asociación de la Gente del Haiku de Albacete), por su entusiasta colaboración y empeño en la propagación del haiku.

Ángel Aguilar Bañón, Fructuoso Soriano Fernández y Toñi Sánchez Verdejo