Graduación de la I Promoción de Bioquímica de la Universidad de Castilla – La Mancha

Estamos de enhorabuena. Transcurridos cuatro años desde la implantación del Grado en Bioquímica en la Universidad de Castilla – La Manca, el sábado 17 de mayo se celebró la ceremonia de entrega de becas y diplomas a la primera promoción de graduados. Durante el acto 47 estudiantes recibieron de manera simbólica su Grado de manos del Rector de la UCLM, al que acompañaban la Vicerrectora de Relaciones Internacionales, Fátima Guadamillas; el Decano de la Facultad de Ciencias Ambientales y Bioquímica, Francisco Javier Tapiador; la coordinadora del Grado en Bioquímica, Carmen Arribas y el Presidente de la Sociedad Española de Bioquímica y Biología Molecular, Federico Mayor Menéndez, que fue la persona elegida por los estudiantes como Padrino de su promoción.

El acto se inició con unas palabras de Carmen Arribas, coordinadora del Grado en Bioquímica, en las que resaltó la importancia del trabajo conjunto de estudiantes y profesores en la puesta en marcha de estos nuevos estudios. A continuación siguieron las intervenciones del Decano de la Facultad y el Padrino de la promoción quien ofreció un emocionante y enriquecedor discurso en el que resaltó el importante papel de la Bioquímica en el desarrollo científico y tecnológico de la sociedad.

El padrino terminó su discurso con una cita del recientemente fallecido Gabriel García Márquez: “A ustedes, les corresponde la tarea histórica de componer estos entuertos descomunales. Recuerden que las cosas de este mundo, desde los trasplantes de corazón hasta los cuartetos de Bethoveen estuvieron en la mente de sus creadores antes de estar en la realidad. No esperen nada del siglo XXI, que es el siglo XXI el que lo espera todo de ustedes. Un siglo que no viene hecho de fábrica sino listo para ser forjado por ustedes a nuestra imagen y semejanza, y que solo será tan glorioso y nuestro como ustedes sean capaces de imaginarlo”.

Tras un emotivo discurso de las alumnas Cristina Simarro y Patricia del Cerro se procedió a imponer las bandas, y el acto académico finalizó con unas palabras del Rector y el Gaudeamus Igitur.

Después del acto académico, los estudiantes ofrecieron un ágape a los asistentes en los jardines del campus, que se alargó hasta bien entrada la tarde.

Deja un comentario